Udalak

ANOETA

Villa y Municipio de Gipuzkoa situado a la izquierda del río Oria, en una llanura ceñida por varios montes que se alzan al norte y al oeste Montes: Elurmendi, Agiñaga, Ateaga, Ernio, etc. Ríos: Oria y su afluente Alkiza-erreka. Altitud: 74 m. Su posición geográfica es de 1° 37' longitud este y 43° 10' latitud norte. Limita al norte con Zizurkil, Villabona y Asteasu, al sur con Tolosa y Hernialde, al este con el río Oria y el lugar de Irura y al oeste con Hernialde y Alkiza. La población está compuesta del casco urbano de Anoeta y de cuarenta caseríos diseminados por las laderas de los montes.


Ver mapa más grande

Censos.
1860: 100 h.; 1900: 329 h.; 1930: 384 h.; 1940: 381 h.; 1950: 436 h.; 1960: 598 h.; 1970: 1.043 h.; 1975: 1469 h.; 1981: 1.702 h.; 1986: 1.899 h.; 1991: 1.801 h.; 1996: 1.776 h.; 2000: 1.707 h.

Variables demográficas

A mediados del siglo XIX, había alrededor de un centenar de habitantes en Anoeta, los cuales fueron ascendiendo a medida que pasaban los años. En 1900 eran ya 329 habitantes y, para mediados del siglo XX, se observa que el ascenso había sido bastante lento, aunque continuado. En la década de los sesenta y setenta fue cuando se produjo el aumento más espectacular, de manera que, el municipio creció en cerca de mil habitantes. A partir de 1985, se comenzó a observar una cierta pérdida, aunque ésta era poco apreciable ya que, en diez años, aproximadamente, la pérdida de habitantes del municipio se situó en cerca de cien.

Los datos de los últimos años nos permiten profundizar, en mayor medida, en los diferentes grupos de edad y el género en Anoeta. En primer lugar, el descenso de población habido en el municipio, entre 1986 y 1996, ha sido observado en los grupos de edad comprendidos entre los 0 y 19 y los 20 y 64 años, siendo este último el que mayor número de efectivos albergaba. Sin embargo, se ha observado un progresivo ascenso de los efectivos que tenían más de 65 años. En segundo lugar, en relación al género debemos decir que, en 1986, había un mayor número de efectivos de sexo femenino, un total de 955 frente a los 944 hombres. Sin embargo, en 1991, tanto los hombres como las mujeres descendieron notablemente. En 1996, aumentó algo el número de los hombres mientras que, el de las mujeres, seguía descendiendo. En todos esos años señalados el número de mujeres fue superior al de los hombres en el grupo de los mayores de 65 años, siendo éstas, superiores en cerca de veinte . En último lugar, sabemos que la densidad de la población en 1996 era de 433,2 habitantes por kilómetro cuadrado, mucho mayor que (290 habitantes) la tasa de la Comunidad Autónoma Vasca (C.A.V.) y con una diferencia algo menor respecto a la de Guipúzcoa, que se situaba en 341,5. Sin embargo, su entorno más cercano, la comarca de Tolosa a la que pertenece, tenía una densidad bastante baja, de 133,3 habitantes por kilómetro cuadrado.

Población según año de referencia, sexo y edad cumplida.

 19861991
 Total0-1920-64>=65Total0-1920-64>=65
Total1.8996761.1001231.8015461.101154
Varón9443325605290427556168
Mujer9553445407189727154086


Fuente. INSTITUTO VASCO DE ESTADÍSTICA (EUSTAT). CD-ROM: Del barrio a la comunidad. Censos y padrones de población y viviendas. 1986, 1991 y 1996.

Población de derecho según sexo, edad cumplida y densidad de población (1996)

TotalVaronesMujeresDensidad población
Total0-1920-64>=65Total0-1920-64>=65Total0-1920-64>=65 
1.7764541.1551679112485927186520656396433,2

Fuente. EUSTAT: Estadística de Población y Viviendas.

Dentro de la realidad demográfica municipal, debemos señalar el crecimiento natural que se ha ido dando, de modo que sabemos, según datos del año 2000, que se habían producido 18 nacimientos, con un número de varones superior en dos. Del mismo modo, sabemos que nueve de los nacidos fueron primogénitos; tras éstos, ocho niños ocupaban el segundo lugar en el orden de nacimiento. También sabemos que las madres de esos niños, en gran medida, estaban casadas, restando una sin estarlo. Por otra parte, el número de defunciones que hubo en el año 1999 fue nueve, todos ellos hombres. De igual modo, el crecimiento vegetativo fue positivo en nueve personas.

Además hay una serie de elementos que pueden ayudar en el conocimiento de la evolución y realidad de la población. En primer lugar, señalamos el número de personas de Anoeta que contrajeron matrimonio. En este caso, el número de mujeres que contrajeron matrimonio en el año 2000 fue superior en tres respecto al de los hombres. De todos ellos, debemos decir que, en gran medida, eran personas que estaban anteriormente solteras. Únicamente, entre las mujeres, había una que previamente había estado divorciada. Otro dato fundamental a la hora de reconocer esta realidad era el de las familias que había en el municipio. Entre 1991 y 1996, a pesar del descenso de la población, se dio un aumento en 36 familias. De las que había en 1991, dominaban las familias de tipo nuclear con hijos que representaban el 64% de las familias que había en el momento. Tras éstas, a una distancia notable se situaban medio centenar de familias nucleares sin hijos. Todas las familias contaban con una tasa de 3,59 miembros, una cifra muy similar al tamaño medio de las de la C.A.V.

Nacidos vivos según el sexo, el orden de nacimiento y el estado civil de la madre (2000)

SexoOrden de nacimientoEstado civil
TotalVaronesMujeresPrimeroSegundoTercero y másCasadaNo casada
18108981171

Fuente. EUSTAT: Estadística de Nacimientos.

Contrayentes según el estado civil (2000)

EspososEsposas
TotalSolteroViudoDivorciadoTotalSolteraViudaDivorciada
64631-6766-1

Fuente. EUSTAT: Estadística de Matrimonios.

Familias según el tipo y su tamaño medio (1991-1996)

Familias 1991UnipersonalCompuestaNucl. sin hijosNucl. con hijos
50435651323
MonoparentalAmpliadaPolinuclearTamaño medioFamilias 1996
4037123,59540

Fuente. EUSTAT: Censos de población y vivienda. 1991. Familias y fecundidad. Estadística de Población y Viviendas. 1996.

La realidad demográfica del municipio se basa no sólo en el crecimiento natural de la población, ya señalado, sino también de los movimientos migratorios que se conocen en Anoeta. Las primeras informaciones sobre la situación de la inmigración en Anoeta son de 1981, año en el que había un total de 167 inmigrantes en Anoeta, entre los cuales dominaban las 95 mujeres sobre los 72 hombres que inmigraron. Tanto entre los unos como entre los otros, los principales años de llegada se reconocían a partir de la década de los sesenta, siendo en ésta, cuando se había conocido una media de unas cincuenta personas, en cada uno de los dos géneros.

La distribución de la población en 1998 era la siguiente: de los habitantes que tenía el municipio destacaban los hombres sobre las mujeres. Además se había producido un descenso de población debido, fundamentalmente, a la pérdida de efectivos derivados del saldo migratorio. Un año más tarde, del mismo modo, se produjo, tanto en los saldos migratorios externos como en los de tipo interno, unas cifras de tipo negativo. En cuanto a las migraciones externas, sabemos que resultaron negativas, aunque solamente en tres. Sin embargo, debemos comparar los datos de 1999 respecto a los conocidos cinco años antes (1994) de modo que, tanto en el saldo migratorio externo como en el de tipo interno, la pérdida de efectivos fue escasa. Para poder reconocer la distribución de la población en función de su origen, tomaremos datos de 1996, cuando resaltaba el número de migrantes internos, con una distribución similar en función del género. Tras el mismo, se situaban los sedentarios en el que destacaban los hombres. En el último grupo reconocido, se observa a los inmigrantes que eran el 7,7% de la población, entre los que predominaban las mujeres.

Población actualizada según el sexo y los componentes de la variación (31-XII-1998)

Población ActualizadaMovimiento NaturalMovimientos MigratoriosMovimientos Ficticios
TotalVaronesMujeresNacim.Defun.Cre. Veg.Inmigr.Emigr.Sal. Mig.OmisiónDupli.Sal. Fic.
1.726882844181083372-394---4


Fuente. EUSTAT: Actualización de la Población Municipal.

Migraciones según la clase (1999)

InmigraciónEmigraciónSaldo Mig. ExternoMig. Internas DestinoMig. Internas OrigenSaldo Mig. InternoMig. Intramunicipales
811-33154-2314

Fuente. EUSTAT: Estadística de Movimientos Migratorios.

Población según el lugar de procedencia y el sexo (1996)

TotalSedentariosMigrantes internosInmigrantes
TotalVarónMujerTotalVarónMujerTotalVarónMujerTotalVarónMujer
1.7769118657213943279184584601375978


Fuente. EUSTAT: Estadística de Población y Viviendas.

Edificación y Vivienda. La vivienda en el municipio puede ser reconocida a través de su número y su evolución, al igual que por sus equipamientos internos. En este último caso, debemos señalar que, entre 1991 y 1996, se había dado una pérdida de confort en el índice establecido tras reconocer las diferentes infraestructuras y su aparición en las viviendas del municipio. De este modo, en el año 1996, había un índice de 59,2 frente a los 61,1 de cinco años antes. Esa diferencia viene provocada por el descenso en un uno por ciento de la presencia de la calefacción central en las viviendas del municipio, mientras que la de tipo individual ascendía en un 4%. En el resto de los equipamientos que aparecen en la estadística se ha producido una mejora respecto a la situación dada cinco años antes. La ausencia de gas por tubería y el baño, con una presencia en el 100% de los hogares municipales, se han mantenido en igual proporción en esos cinco años.

Otra forma de reconocer la realidad de las viviendas viene de la mano de su número. Así, sabemos que, en 1996, había 614 viviendas de las que 540, el 88%, eran de tipo principal, correspondiéndose con el número de familias que tenía el municipio en ese año. En segundo lugar, se situaban más de medio centenar de viviendas desocupadas, tras las que había 19 de tipo secundario. Sin embargo, hay que mostrar la ausencia de establecimientos colectivos. También podemos señalar la construcción de nuevas viviendas entre las que no se produjo ninguna de protección oficial entre 1997 y el 2000. Entre esos años, sin embargo, sí que se concedieron licencias para la construcción de diferentes viviendas entre las que hay que señalar que fue, en 1998 y en el 2000, cuando se concedieron las mismas, destacando las de 1998, año en el que se otorgaron un total de 30.

Índice de confort (1996)

Agua corriente calienteBañoCalefacciónTeléfonoGas por tuberíaÍndice de Confort
 CentralIndividual 
98,9100,00,024,489,40,059,2


Fuente. EUSTAT: Estadística de Población y Viviendas.

Viviendas y familias clasificadas según su clase (1996)

TotalPrincipalesSecundariasDesocupadasEstablecimientos colectivosFamilias
6145401955-540


Fuente. EUSTAT: Estadística de Población y Viviendas. Dpto. Vivienda y Asuntos Sociales del Gobierno Vasco. Base de datos de vivienda de protección oficial.

Número de viviendas nuevas por municipio según año de concesión de la licencia.

1997199819992000
-30-16


Fuente. Dpto. Vivienda y Asuntos Sociales del Gobierno Vasco. Dirección de planificación y gestión de datos.

A la hora de reconocer las comunicaciones que se establecen en el municipio, podemos señalar, en primer lugar, los enlaces con otros municipios y, en segundo lugar, las comunicaciones dadas a través de vía telefónica, entre las que hay que señalar internet como modo innovador de comunicación. De este modo, debemos comenzar señalando que entre Anoeta y la capital guipuzcoana, Donostia-San Sebastián, hay una distancia de 34 kilómetros. A escasos metros del municipio transcurre la N-1 (Madrid-Irún), al igual que los trenes de cercanías que tienen parada en el municipio.

Por otra parte, debemos decir que, entre 1991 y 1996, se había dado un importante aumento en la presencia de teléfonos fijos en las viviendas de Anoeta, de modo que se deduce una mejora en las comunicaciones de sus habitantes, del 82,9% al 89,4% de las viviendas entre esos años. Junto a ello, debemos mostrar la presencia de internet en Anoeta. Gracias a la campaña Conéctate-Konekta Zaitez llevada a cabo por el Gobierno Vasco, durante el año 2000, hubo trece personas que compraron equipos informáticos con acceso a internet. Entre los compradores de esos equipos destacaban los hombres, un total de ocho frente a las cinco mujeres. En cuanto a las edades de los mismos, debemos señalar que el grupo con mayor número de efectivos era el de los que tenían entre 35 y 44 años; tras ellos, se situaban los cuatro efectivos de entre 25 y 34. En cuanto a la tasa de compra del mes de diciembre, sabemos la importancia relativa de esta campaña y de la incorporación de las nuevas tecnologías en materia de la comunicación dada en el municipio, ya que fue de un 6,4 por mil, similar, aunque algo inferior, sobre la media de compra de ese mismo mes en la C.A.V.

Población de 15 y más años compradora de equipos informáticos a través de Konekta Zaitez según sexo y edad (2000)

TotalSexoEdadTasa de compra
 VaronesMujeres15-2425-3435-4445-5455-64>64Diciembre
1385-463--6,4


Fuente. EUSTAT: Estadística de Konekta Zaitez. -EKZ- EUSTAT: Estadística de Población y Viviendas.

A comienzos de la década de los ochenta, la población mayor de dos años era, fundamentalmente, vascoparlante (euskaldun), del mismo modo que, en 1996. Entre todos ellos, tanto en un año como en el otro, predominaban los que estaban parcialmente alfabetizados. Mientras, el número de los castellanoparlantes, en esos quince años, descendió a cerca de la mitad. En 1996, la mayor parte de la población tenía el euskera como lengua parental. En el uso doméstico, tanto del euskera como del castellano, se da un descenso importante respecto a los que tenían estas lenguas como parentales, para pasar a usar ambas lenguas de forma conjunta en el hogar.

Nivel global de euskera de la población de dos y más años (1996)

TotalEuskaldunesCuasi-euskaldunesErdaldunes (no euskera)
 TotalAlfabet.Parcial Alfabet.No alfabet.TotalAlfabet.No alfabet.Pasivos 
1.7321.2461.06011472226809947260


Fuente. EUSTAT: Estadística de Población y Viviendas.

Población clasificada según la lengua parental y la lengua hablada en casa (1996)

TotalLengua parentalLengua hablada en casa
 EuskeraCastellanoLas dosOtraEuskeraCastellanoLas dosOtra
1.7761.11459444249345732627


Fuente. EUSTAT: Estadística de Población y Viviendas

Población de dos y más años por año de referencia y lengua hablada en casa.

1991
Total
 EuskeraCastellanoLas dosOtra
Total9005962630


Fuente. EUSTAT: CD-ROM: Del barrio a la comunidad. Censos y Padrones de Población y Viviendas. 1986,1991 y 1996.

Tipología de la lengua utilizada en casa (>=5 años).1996 (1)

TotalVascófonosBilingües de origenNeo-vascófonosNeo-vascófonos parcialesParcialmente castellanizados
 ABCABCABCABCABC
1.3728801242021248698902710711217


(A) Activos en euskera
(B) Activos en las dos
(C) Pasivos en euskera
(1) No se incluyen ni los totalmente castellanizados ni los castellanófonos

Fuente. Departamento de Cultura (Viceconsejería de Política Lingüística del Gobierno Vasco)-EUSTAT: II Mapa sociolingüístico.

Tipología de movilidad lingüística (>= 5 años). 1996

PoblaciónVascófonosBilingües de origenNeo-vascófonos
1.6721.02418166

Neo-vascófonos parcialesParcial CastellanoTotal castellanoCastellanófono
134306294


Fuente. Departamento de Cultura (Viceconsejería de Política Lingüísticadel Gobierno Vasco)-EUSTAT: II Mapa sociolingüístico

Hasta comienzo del siglo XX.

Sus habitantes se dedican a la agricultura, ganadería, explotación forestal y algo de industria. Su vega produce buenas cosechas de maíz, legumbres, hortalizas, etc. El terreno, fuera del que ocupa la vega, es bastante quebrado, abundante en pastos, agua y arbolado. La superficie forestal es de 223 Ha. La ganadería está representada por las siguientes cabezas: Vacuno, 201; cerda, 4; caballar, 9; asnal, 48. Hay una central generadora de energía eléctrica sobre el río Alquiza-Erreka que produce 496.620 K. W. H., un molino harinero, fundiciones y una calderería. En 1787 se explotaba un yacimiento de rocas calizas con áureas piritas pero se abandonó debido al escaso rendimiento y gran gasto de extracción.

Existencia en Caja 166Resultas de ingresos 595Resultas de gastos 429Superávit 309Déficit -

Segunda mitad del siglo XX y siglo XXI.

En la economía municipal debemos señalar los diferentes sectores económicos. Para ello, comenzamos señalando el sector primario del que hay que resaltar la superficie municipal. En 1999 había 39 explotaciones censadas que contenían un total de 230 Ha., un número bastante bajo de extensión. Esa superficie y explotaciones quedan divididas entre la superficie agrícola utilizada (S.A.U.) y las denominadas otras tierras. Estas últimas eran las que mayor extensión tenían, un total de 121 Ha. y la distribución se daba en unaexplotación más que en el caso de la S.A.U. La mayor parte de la S.A.U., estaba dedicada a los pastos permanentes. Mientras, las tierras labradascontaban con un escaso desarrollo yestabanmuy divididas entre 34 de las explotaciones censadas. Algo menos de la mitad de todas las que había en ese año desarrollaban la ganadería. Frente a éstas, se situaban las 21 que no la desarrollaban y que, sin embargo, tenían un menor número de hectáreas que en el caso anterior. Si lo comparamos con la distribución de las diferentes explotaciones, en 1989, había un mayor número de explotaciones y, con ellas, una mayor extensión de la superficie municipal, con 41 explotaciones censadas que agrupaban 278 Ha. En esos momentos había explotaciones sin tierras aunque eran escasas. En cuanto a las explotaciones quetenían tierras, la ganadería tenía una fuerte implantación y desarrollo, dejando apenas 37 Ha. distribuidas en seis explotaciones que no se dedicaban a la misma.

Distribución general de la superficie (1999)

Todas las tierrasTierras labradasPastos permanentesOtras tierrasS.A.U.
Ha.Ha.Ha.Ha.Ha.
39234341133983712136109

Explotaciones censadas y superficie total (1999)

TotalExplotaciones con tierrasExplotaciones sin tierras
 TotalCon ganaderíaSin ganadería 
Ha.Ha.Ha.Ha.
3923039230181322198---


Fuente:
EUSTAT. Dpto. de Agricultura y Pesca. Censo agrario. 1999.

Dentro de las diferentes explotaciones y la superficie del municipio, debemos profundizar en el análisis de esas tierras. Por ello, debemos decir que, en 1996, había un total de 433 Ha. destacando las dedicadas a los prados y a arbolado denso, entre los que llegaban a representar cerca del 89% de la superficie municipal de ese momento. En 1999 las tierras labradas tenían una extensión muy escasa en un número elevado de explotaciones, por lo que no había concentración de las tierras. Había una extensión muy similar entre los herbáceos y los frutales, los cuales se situaban dentro de los leñosos.

Las otras tierras, que eran las de mayor presencia, estaban basadas, fundamentalmente, por las especies arbóreas forestales que tenían una extensión de 106 Ha. Una vez reconocida la gran importancia de estas especies arbóreas forestales debemos señalar que, en 1996, destacaban las especies frondosas, con 121 Ha., frente a las coníferas con 80 Ha. de extensión. Entre las frondosas, lo más significativo era el bosque atlántico con 43 Ha. Junto a éstas, debemos reconocer la importancia de las coníferas ya que, entre ellas, se situaba la especie más representativa del municipio, el pino radiata, con 78 Ha. de extensión.

Distribución de los usos del suelo (hectáreas) (1996)

ImproductivosPradosPastizalesMatorralForestal arbolado densoForestal arbolado raloLabores intensivasTotal
28193-111929-433


Fuente:
Gobierno Vasco. Departamento de Industria, Agricultura y Pesca: Inventario forestal 1996.

Aprovechamiento de las tierras labradas (1999)

TotalHerbáceosLeñosos
  FrutalesOlivarViñedoOtros
Ha.Ha.Ha.Ha.Ha.Ha.
3411326215------

Aprovechamiento de otras tierras (1999)

TotalEspecies arbóreas forestalesOtras superficies
Ha.Ha.Ha.
37121351063314

Fuente: EUSTAT.

Superficie forestal arbolada según especies (hectáreas) (1996)

Bosque atlántico43
Encina-
Eucalipto-
Haya-
Pino radiata78
Pino silvestre-
Quejigo-
Otras conífs.2
Otras frond.78
Todas conífs.80
Todas frond.121
Todas especies201

Fuente. Gobierno Vasco.

En este sector primario debemos reconocer la ganadería que, en este municipio, no posee un desarrollo importante. En 1999 había un millar de aves distribuidas entre numerosas explotaciones, de modo que estaban divididas entre las diferentes explotaciones que la desarrollaban. Tras éstas, se situaban las 14 explotaciones que se dedicaban a los bovinos los cuales, en ese año 1999, sumaron 156 cabezas. Sin embargo, debemos decir que las conejas madres eran, en número, algo superiores a los bovinos pero se desarrollaban en un menor número de explotaciones que las anteriores. Se observa que las especies ganaderas, en general, eran muy escasas y se desarrollaban, fundamentalmente, para uso doméstico.

Ganadería: distribución general (1999)

BovinosOvinosCaprinosPorcinosEquinosAvesConejas madresColmenas
ABABABABABABABAB
141562933468112618169--

(A): Número de explotaciones
(B): Número de cabezas. En el caso de aves, miles de unidades y en el de colmenas, número de unidades.
Fuente: EUSTAT.

Aparte de la dedicación y del desarrollo en sí mismo del sector primario, debemos mostrar otra serie de elementos que le caracterizan. Las explotaciones censadas en 1999 tenían como principal sistema de tenencia la propiedad, restando solamente cuatro que fueron arrendadas. Del mismo modo, la mayor parte de las tierras tenían una persona física como titular. Otra característica fundamental en el reconocimiento del sector primario, venía de la mano del número de trabajadores de este sector. La mayor parte de las explotaciones censadas, en 1999, tenían trabajadores no asalariados. Entre estos, habían llevado a cabo a lo largo del año más del doble de jornadas parciales que completas. En cuanto a los que fueron asalariados, en principio, hay que decir que fueron casi inapreciables.

Régimen de tenencia de la tierra (1999)

TotalPropiedadArrendamientoAparceríaOtros
Ha.Ha.Ha.Ha.Ha.
392303922347----

Personalidad jurídica del titular (1999)

Todas las tierrasPersona físicaSociedad mercantilEntidad públicaCooperativa de producciónS.A.T. de producciónOtras
3938----1

Población trabajadora en la explotación (1999)

Trabajadores no asalariados
Nº explotacionesNº personasJornadas completasJornadas parciales
38825.82513.084

Asalariados
FijosEventuales
Nº explotacionesNº personasNº explotacionesJornadas completas
1112

Fuente: EUSTAT.

Economía, II. Economía: segunda mitad del siglo XX y siglo XXI.
En los sectores secundario y terciario podemos resaltar la existencia de diferentes establecimientos que nos permiten conocer la implantación de ambos sectores en el municipio. De este modo, podemos señalar que, en el año 2001, había 129 establecimientos que daban empleo a 534 personas. En los mismos se observa la importancia del sector terciario ya que sólo en comercios, hostelería y transportes había 65 establecimientos, además de otros 15 destinados a otro tipo de actividades dentro de este mismo sector terciario. Tras éste, se situaban las empresas del sector secundario, la industria y la energía. En cuanto a los establecimientos industriales podemos decir que, en 1995, destacaban las industrias pequeñas, de tipo familiar en la que había dos o un menor número de trabajadores. Tras éstas se situaban las seis fabricas, con entre seis y nueve trabajadores. Hasta aquí se reconocen las principales industrias, aunque también había alguna con un número superior de trabajadores; dos de ellas, tenían más de 50 trabajadores y, otra, entre 20 y 49. En 1981, sin embargo, el número de fábricas era mucho menor, solamente nueve, de las que, la mayor parte, tenían entre 3 y 19 empleados. Las empresas con más de diez trabajadores analizadas y registradas en 1982 eran:

  • Técnicas Celulósicas, S.A. (TECNICEL) en el barrio Barren-zelai y en la que se dedicaban al papel con 17 trabajadores.
  • Tejas y ladrillos del Oria, S.A. con un total de 37 empleados.
  • La engomadora Moderna, S.A. (LEM, S.A.) con 62 trabajadores.
  • Winkler Dunnebier, S.A. Empresa de maquinaría con 140 trabajadores.
  • Cerca de éstos estaban los establecimientos de la construcción. En último lugar, se situaban los trece dedicados a la banca, los seguros y los servicios a empresas. Además, sabemos que, en el municipio, durante el año 1999, solamente se podía contabilizar una única oficina bancaria, correspondiendo con una caja de ahorros. Por último, podemos aportar el dato referente a los vehículos registrados en el municipio que, en el año 2000, cuya mayor parte, se correspondía con los turismos, los cuales representaban el 75% del total.

    Establecimientos según rama de actividad (2001)

    TotalIndustria y energíaConstrucciónComercio, hostelería y transportesBanca, seguros y serv. a empresasOtras actividades de servicios
    Nº.EmpleoNº.Nº.Nº.Nº.Nº.
    1295341917651315

    Fuente: EUSTAT.

    Parque de vehículos (2000)

    TurismosMotosCamionesAutobusesTractores industrialesOtrosTotal
    88541234-5111.176

    El trabajo en el municipio puede ser observado en función de la distribución entre activose inactivos y la ocupación de su población. Para ello, nos valemos de información de 1996, momento en el que había un total de 1.776 efectivos, destacando los inactivos establecidos según criterios de la Organización Internacional del Trabajo (O.I.T.), los cualesrepresentaban el 57% de la población. El resto era activo O.I.T., con 759 efectivos. Dentro de la población activa, debemos señalar los ocupados y los parados. De este modo, debemos reconocer que el 77,8% de esos activos estaba ocupado. En cuanto a los parados debemos decir que eran 168, dentro de los que predominaban los que habían trabajado con anterioridad. Además, la tasa de paro era del 9,4% sobre el total de población municipal en ese momento, de modo que era algo superior sobre la media en la C.A.V. Tanto en 1986 como en 1991, había un mayor número de mujeres, las cuales eran, en gran medida, inactivas frente al gran número de los hombres activos. Cinco años más tarde, el número de hombres inactivos ascendió junto con el descenso de las mujeres en esa situación.

    De este modo, se observa la progresiva incorporación de las mujeres como activas mientras que los hombres en esta situación habían descendido. Además, en 1986, había 109 mujeres ocupadas mientras que los hombres eran 431. En cuanto a los que estaban en paro, en ese momento, predominaban los hombres, que eran 109, frente a las mujeres. Cinco años más tarde, aumentó el número de las mujeres ocupadas; mientras, en el caso de los hombres se produjo un descenso de los ocupados. En ese momento, los parados tanto de un sexo como del otro, aumentaron, resaltando las mujeres que sobrepasaron a los hombres. En el caso de los inactivos, descendieron en ambos sexos aunque dominaban las mujeres en tal situación. En 1996 ya se conoce un aumento continuado de las mujeres ocupadas mientras que los hombres se mantuvieron en cifras similares. Respecto a los parados, sabemos que descendieron aunque las mujeres seguían siendo más. En cuanto a las mujeres inactivas continuó dándose un descenso mientras que, entre los hombres, se produjo un fuerte incremento.

    Población según su relación con la actividad (1996)

    TotalActivos O.I.T.Activos O.I.T.Contados aparte
     TotalOcupados O.I.T.Parados O.I.T.  
      TotalPrimer empleoHan trabajado  
    1.776759591168531151.0152


    Fuente. EUSTAT: Estadística de Población y Viviendas.

    Población de 16 y más años según sexo, año de referencia y relación con la actividad.

     19861991
     TotalActivoInactivoTotalActivoInactivo
    Total1.3407266141.378781597
    Varón667540127684522162
    Mujer673186487694259435


    Fuente. EUSTAT.CD-ROM: Del barrio a la comunidad. Censos y padrones de población y viviendas. 1986, 1991 y 1996.

    Conocemos la distribución de los trabajadores en los diferentes sectores económicos a través de lo cual sabemos el predominio de los que trabajaban en el sector servicios. Tras éstos, se situaban, a corta distancia, los efectivos del sector secundario o industrial. La construcción contaba con cerca de medio centenar de trabajadores y, en último lugar, encontramos los pertenecientes a la agricultura. En 1986, había 145 habitantes trabajando en el propio Anoeta y, cinco años más tarde, aumentó hasta algo más de los doscientos. Sin embargo, para 1996, se produjo un importante descenso de aquellos que trabajaban en el municipio. En la agricultura se conoce un descenso significativo entre los que estaban ocupados en este sector aunque se mantuvo en los mismos índices en 1991 y 1996. En el resto de los sectores se produjo un importante ascenso de los efectivos que trabajaban hasta 1991 y, sin embargo, cinco años más tarde, volvían a descender. La población parada, entre el 2000 y el 2001, conoció un descenso en tres efectivos. Cinco años antes, entre 1995 y 1996, se producía un aumento de 95 a 123 parados, de modo que se daba un ascenso de un 29,5% de la población en esa situación. Por tanto, en cinco años se ha dado un cambio de tendencia en este dato.

    Población de 16 y más años ocupada según ramas de actividad (1996)

    TotalAgriculturaIndustriaConstrucciónServicios
    5911524555276


    Fuente. EUSTAT: Estadística de Población y Viviendas.

    Población de 16 y más años ocupada según rama de actividad, año de referencia y municipio de trabajo.

     Total198619911996
    Total489145204140
    Agricultura37151111
    Industria195617955
    Construcción57123411
    Servicios200578063


    Fuente. EUSTAT. CD-ROM: Del barrio a la comunidad. Censos y Padrones de Población y Viviendas. 1986, 1991 y 1996.

    Paro registrado en el I.N.E.M. (datos a 31 de marzo) (2000-2001)

    20002001D%
    5653-5,4


    Fuente. Instituto Nacional de Empleo (I.N.E.M.).

    Cultura. La cultura de la población del municipio puede ser analizada a través de los estudios de sus habitantes. Sabemos que, a comienzos de los ochenta, había un número elevado de población estudiando, dentro de los que destacaban los del primer ciclo. Tras ellos, se situaban, con igual presencia, los de preescolar y los del primer ciclo del segundo grado. A mediados de los noventa, los habitantes tenían, fundamentalmente, preescolar y estudios primarios. Tras éstos, había una distancia notable hasta los que tenían formación profesional. Hay que subrayar los cien habitantes carentes de estudios. En general, el nivel cultural tiende a ser bajo aunque con notable presencia de los que tenían formación profesional y estudios secundarios.

    Población de 10 y más años clasificada según nivel de instrucción (1996)

    Total1.573
    Analfabetos8
    Sin estudios100
    Preescolar y primarios896
    Profesionales260
    Secundarios173
    Medio-superiores75
    Superiores61

    Fuente. EUSTAT: Estadística de Población y Viviendas.

    Los servicios ofrecidos por el municipio pueden ser observados por los diferentes centros destinados a los mismos. Los centros en el año 2000 eran tres, ya especificados en la estadística. Además, hay que señalar que había un centro extrahospitalario público, que se correspondía con un centro periférico. Junto a estos servicios, debemos mostrar los equipamientos del entorno, los cuales eran muy escasos ya que solo se reconocían aparcamientos, cuya mayor parte era de tipo privado o de forma conjunta, privado o publico.

    Número de centros según tipo de centro (2000)

    TotalAsociacionesServicios técnicos generalesC. de orientaciónC. de díaResidenciasC.E.E.-C.O. (1)Otros
    311-1---


    (1) Centros Especiales de Empleo- Centros Ocupacionales.

    Fuente. EUSTAT: Estadística de Servicios Sociales. EUSTAT y Departamento de Sanidad del Gobierno Vasco: Estadística extrahospitalaria pública.


    Edificios normales según los equipamientos del entorno (2000)

    TotalZonas VerdesPiscinasZonas deportivasAparcamientos
     PúblicoPrivado o ambasPúblicoPrivado o ambasPúblicoPrivado o ambasPúblicoPrivado o ambas
    157------21128


    Fuente. EUSTAT: Censo de edificios y locales 2000. Datos provisionales.

    La iglesia parroquial de San Juan Bautista es una construcción relativamente modesta en cuanto a sus proporciones, debiendo datarse su fábrica en el siglo XVI. Es templo de una sóla nave, con dos tramos que anteceden al altar mayor, cuyo ábside es poligonal, utilizándose como cubiertas bóvedas de crucería. Con posterioridad se le añadiría su torre campanario, que se ubica a los pies del edificio, en su lado izquierdo más concretamente, zona ésta en la cual se habilita igualmente un porche de acceso.

    En su interior, debemos destacar su retablo mayor, diseñado por Manuel Martín de Carrera, quien en 1792 se trasladó a la localidad para contratarlo, encargándose de su ejecución Juan Martínez. La obra se finalizó dos años más tarde, si bien posteriormente el maestro Larrondoburu reformó el tabernáculo, mesa de altar y tarima, al tiempo que, y según diseño del propio Carrera, realizaba algunas obras de escultura. Este organismo neoclásico de planta curva consta de un basamento, cuerpo único ordenado con dobles columnas gigantes pareadas que escoltan un relieve del titular y finalmente un pequeño ático en el que sendos ángeles se encuentran a los lados de un relieve en el que se representa al Espíritu Santo. Se trata, en definitiva, de un destacado mueble que muestra claramente los ideales propios del periodo.

    En cuanto a los retablos colaterales de Nuestra Señora del Rosario y de San Sebastián, aunque posteriormente sufrirían modificaciones, en origen su ejecución se debió a Juan Asensio de Ceberio, quien en 1755 se comprometía a efectuarlos según el diseño de Miguel de Irazusta, difunto ya, por lo cual se tomaban como modelo los colaterales que había ejecutado en Alkiza. Examinados en 1759 por Domingo de Múgica y Francisco de Ibero, no cabe duda de su interés, como las reconocidas cualidades del tracista nos demuestran. Con todo, conviene señalar que actualmente no conservan la labor de talla que en origen poseerían, además de ser sus columnas estriadas, razón por la cual muestran un sentido clasicista un tanto alejado de los ideales originarios.

    En el casco urbano de la localidad debemos citar también la casa consistorial. Lo cierto es que se trata de un edificio de reciente construcción, pues, dado el deterioro del anterior -que se conserva igualmente, sin ser realización especialmente reseñable-, fue en 1985 cuando se decidió erigirlo, inaugurándose apenas cuatro años después. En cualquier caso, muestra la habitual disposición en altura, aunque con la lógica actualización de sus elementos.

    El otro edificio que debe ser destacado es Erretore Etxea, reedificada en 1913, pero conservando su carácter de construcción tradicional. Además, en la entrada de la localidad, y ubicada en una zona ajardinada, hallamos una escultura de Xabier Laka, en la cual se representan dos figuras unidas por los brazos, con formas esbozadas pero al mismo tiempo grandiosas.

    Fuera del ámbito en el cual nos hemos centrado hasta el momento, son algunas construcciones rurales las que debemos subrayar. Así ocurre con el caserío Iturgaitza, que mantiene una puerta en arco rebajado y una ventana conopial, elementos que hablan de su origen bajomedieval.

    Por lo que al caserío San Juan se refiere, situado en el lugar que anteriormente ocupaba una ermita, tiene junto a él una cruz de calvario abundantemente decorada, elemento éste que goza de particular interés, y que ciertamente hace lamentar la pérdida del resto de piezas que formarían un conjunto que nos llevaría a la aludida ermita. Además, el caserío Etxeberri presenta restos de arcos cegados en la actualidad, mientras que Ateaga, edificado en 1666, mantiene su escudo de armas.

    Bibliografía

    Arrázola Echeverría, María Asunción: Renacimiento en Guipúzcoa. I, Arquitectura, Donostia, Diputación Foral de Guipúzcoa, 1988 (1ª ed., 1968), pp. 231-231 y 263.

    Astiazarain, María Isabel: Arquitectos guipuzcoanos del siglo XVIII. Martín de Carrera, Manuel Martín de Carrera, Donostia, Diputación Foral de Gipuzkoa, 1991, pp. 269-271.

    Astiazarain Achabal, María Isabel: Gipuzkoako erretablistika II. Miguel de Irazusta, Donostia, Departamento de Cultura y Turismo, 1997, pp. 205-212.

    Barañano, Kosme de (director): 50 años de escultura pública en el País Vasco, Bilbao, Universidad del País Vasco, 2000, p. 146.

    Isasa, Pedro; Linazasoro, Iñaki: Gipuzkoako Udaletxeen Marrazkiak = Dibujos de las Casas Consistoriales de Gipuzkoa, Donostia, Kutxa, 1995, pp. 44-45.

    Tarifa Castilla, María Josefa; Azanza López, José Javier: “Contribución a los maestros de obras guipuzcoanos del siglo XVIII”, en Revisión del Arte Barroco, Ondare nº 19, 2000, p. 331.

    Urteaga Artigas, María Mercedes: Guía histórico monumental de Gipuzkoa, Donostia, Diputación Foral de Guipúzcoa, 1992, pp. 46-47.

    Ignacio CENDOYA ECHANIZ
    • Arrázola Echeverría, María Asunción: Renacimiento en Guipúzcoa. I, Arquitectura, Donostia, Diputación Foral de Guipúzcoa, 1988 (1ª ed., 1968), pp. 231-231 y 263.
    • Astiazarain, María Isabel: Arquitectos guipuzcoanos del siglo XVIII. Martín de Carrera, Manuel Martín de Carrera, Donostia, Diputación Foral de Gipuzkoa, 1991, pp. 269-271.
    • Astiazarain Achabal, María Isabel: Gipuzkoako erretablistika II. Miguel de Irazusta, Donostia, Departamento de Cultura y Turismo, 1997, pp. 205-212.
    • Barañano, Kosme de (director): 50 años de escultura pública en el País Vasco, Bilbao, Universidad del País Vasco, 2000, p. 146.
    • Isasa, Pedro; Linazasoro, Iñaki: Gipuzkoako Udaletxeen Marrazkiak = Dibujos de las Casas Consistoriales de Gipuzkoa, Donostia, Kutxa, 1995, pp. 44-45.
    • Tarifa Castilla, María Josefa; Azanza López, José Javier: "Contribución a los maestros de obras guipuzcoanos del siglo XVIII", en Revisión del Arte Barroco, Ondare nº 19, 2000, p. 331.
    • Urteaga Artigas, María Mercedes: Guía histórico monumental de Gipuzkoa, Donostia, Diputación Foral de Guipúzcoa, 1992, pp. 46-47.

    Ignacio CENDOYA ECHANIZ

    Municipio, partido judicial de Tolosa, Gipuzkoa.
    Villa, unión de Ainsuberreluz.
    En los setenta, en Anoeta, había un total de tres escuelas, todas ellas nacionales. En el curso 1970-1971, había matriculados 178 alumnos, destacando los niños (97) sobre las 81 niñas inscritas. En la década siguiente, a comienzos de los ochenta, había 114 alumnos en preescolar con una distribución similar en función del género, sobrepasando únicamente en dos efectivos las mujeres sobre los hombres. En el siguiente ciclo, en la Educación General Básica (E.G.B.), había 268 alumnos en los que, de igual modo, destacaban las alumnas sobre los alumnos, todos ellos distribuidos en dos centros, uno público y otro privado. El resto de las enseñanzas de tipo no universitario, en ese curso, no tenían alumnos. En el curso 1983-1984, se continuaba dándose únicamente preescolar y E.G.B. En el primero de ellos, no había alumnos en el modelo A (enseñanza en castellano con el euskera como asignatura). La mayor parte de los alumnos estaban en el D (enseñanza en euskera) con un total de 72. Tras ellos se situaban los 27 del B (enseñanza bilingüe). En el caso de la E.G.B., destacaban, sin embargo, los alumnos del A (166), aunque seguido de cerca de los que estaban en el D (115). El modelo B era el más escaso en ese ciclo con nueve alumnos. Diez años más tarde, en el curso 1993-1994, continuaba dándose únicamente la educación infantil y la E.G.B. de forma que la educación infantil era la que mayor número de efectivos poseía, un total de 196 frente a los 55 de la Educación General Básica. Todos esos alumnos, al igual que en el curso 2000-2001 acudían a centros de tipo privado. En ese curso 2000-2001 todos los alumnos que había estudiando en el municipio, en educación infantil, primaria y secundaria obligatoria (E.S.O.) lo hacían en el modelo D, siendo la educación primaria la que mayor número de efectivos poseía.

    Enseñanzas de régimen general no universitarias. Alumnado según nivel y modelo de enseñanza bilingüe (2000/2001)

    Educación infantil (1)Educación primaria (2)Educación secundaria obligatoria (3)Bachillerato (4)Formación profesional (5)
    A-X (6)B (7)D (8)A-XBDA-XBDA-XBDA-XBD
    --56--133--77------


    (1) Incluye Educación infantil y Educación especial en dicho nivel.
    (2) Incluye Educación primaria y Educación especial en dicho nivel.
    (3) Incluye Educación secundaria obligatoria y Educación especial en dicho nivel.
    (4) Incluye Bachillerato Unificado Polivalente (B.U.P.)/ Curso de Orientación a la Universidad (C.O.U), y bachiller LOGSE (Ley General de Ordenación del Sistema Educativo).
    (5) Incluye F.P. (Formación Profesional), F.P. LOGSE y Educación especial en F.P.
    (6) A: Estudian euskara como asignatura. X: No estudian euskera.
    (7) B: Enseñanza bilingüe.
    (8) D: Estudian todas las asignaturas en euskera.

    Fuente. EUSTAT: Estadística de la Enseñanza.

    Enseñanzas de régimen general no universitarias. Alumnado según nivel y titularidad. (2000/2001)

    Educ. infantil (1)Educ. primaria (2)Educ. secund. obligat (3)Bachillerato (4)Formación profesional (5)
    TodosPúblPrivTodosPúblPrivTodosPúblPrivTodosPúblPrivTodosPúblPriv
    56-56133-13377-77------


    (1) Incluye Educación infantil y Educación especial en dicho nivel
    (2) Incluye Educación primaria y Educación especial en dicho nivel
    (3) Incluye Educación secundaria obligatoria y Educación especial en dicho nivel
    (4) Incluye B.U.P./C.O.U, y bachiller LOGSE
    (5) Incluye F.P., F.P. LOGSE y Educación especial en F.P.

    Fuente. EUSTAT: Estadística de la Enseñanza.

    Celebra fiestas el 24 de junio, día de San Juan Bautista.
    Se titula Noble y Leal Villa. Esta población, siendo mero lugar o universidad, se agregó a la vecindad de la villa de Tolosa mediante escritura de concordia celebrada en el año 1374. Fue aprobada por el rey Enrique II, no consta en qué fecha, y confirmada por Juan I en las cortes celebradas en Burgos el 16 de agosto de 1379. Las condiciones bajo las que se verificó esta anexión se redujeron a someterse a la autoridad judicial y gubernativa del alcalde de la citada villa, con la obligación de contribuir a los gastos de interés común que ocurriesen a la misma. Esto no obstante, Anoeta se reservó en dicho contrato sus términos amojonados, según los tenía entonces, el goce de sus montes, los demás propios y rentas, y en suma su administración económica peculiar. Este pueblo fue uno de los varios que desde el año de 1435 en adelante litigaron con la villa de Tolosa en la real chancillería de Valladolid sobre el pago de los repartimientos que ésta les exigía, y aquellos se resistían a satisfacer. Su resultado no fue favorable a los pueblos opositores pero este negocio, pendiente en grado de suplicación, se terminó por medio de una concordia celebrada en el año 1450, como podrá verse en la descripción de Tolosa. En el de 1613 logró la merced de título de villa de por sí con la jurisdicción civil y criminal, mero y mixto imperio, mediante el servicio de 11.443 reales hecho a su majestad en proporción a su vecindario. Consiguientemente se separó entonces de la vecindad de Tolosa y de la dependencia de su alcalde ordinario. En el mismo año tomó posesión del correspondiente asiento en las juntas generales y particulares de la provincia y formó en 1742 unión con Alquiza con el nombre de Ainsu. En ella estaba encabezada en ocho fuegos para los repartimientos provinciales. En 1860 su ayuntamiento se componía de un alcalde, de un teniente de alcalde, y cuatro regidores, con arreglo a la ley general del reino (P. G. ).
    Parroquia, arciprestazgo de Tolosa, diócesis de San Sebastián, archidiócesis de Pamplona.
    La iglesia parroquial de esta villa es de la advocación de San Juan Bautista, y era de patronato de la misma. Se hallaba servida por un cura con título de rector, cuya provisión correspondía a los propietarios de la casa de la jurisdicción, y dos beneficiados de igual presentación. En su territorio había una sola ermita denominada San Juan, a la cual las mujeres recién paridas del contorno solían llevar a las criaturas a untarlas el ombligo con el aceite de su lámpara por ser una creencia vulgar que les era muy provechoso para su salud. La primitiva estuvo donde la casería llamada San Juan, que es en paraje más apartado y alto (P. G.)

    Idoia ESTORNÉS ZUBIZARRETA