Municipalities

Azkoitia

Anteriormente Azcoitia. Villa y Municipio de Gipuzkoa que adopta su denominación actual por resolución 07-12-1981 (Boletín Oficial del País Vasco 11-05-1982 y Boletín Oficial del Estado 22-04-1989). Regado por la cuenca alta del río Urola, que lo atraviesa de suroeste a noreste, y sus afluentes Iturriotz, Arkazulo, Ozalarre, Salesoro, Iturrandi, Elizbide, Zarkintegi, Oetalabarren, Kereizeta y Kortatxo. Limita al norte con Mendaro (Elgoibar) y Deva, al sur con Zumárraga y Anzuola, al este con Azpeitia y al oeste con Vergara y Elgoibar. Cuenta como principales montes con Izarraitz, Korostorbe, Keinete, Pagotxoeta, y destacan sus bosques Txintxillo, Txalintxoro y Tontoyo. La villa se halla a 113 m. en la vertiente sur del monte Izarraitz, a ambos lados del río Urola que tras recibir a uno de sus afluentes tuerce hacia el este dirigiéndose hacia Azpeitia, en un llano rodeado de montes bastante altos. Figura en la hoja catastral n.° 63 (Eibar) a los 1º 23' longitud este y 43º 10' 45" latitud norte.


Ver mapa más grande

Titúlase Noble y Leal Villa, y usa por escudo de armas un castillo con tres torreones.

IEZ

AñoPoblación
1860
1900
1910
1920
1930
1940
4.524
5.506
5.883
6.675
7.557
7.632

AñoPoblación
Fuente: Instituto Nacional de Estadistica. Reseña estadística de la Provincia de Vizcaya; EUSTAT. Estadísticas de Población y Viviendas.
1950
1960
1970
1981
1986
1991
1996
2001
2004
7.714
8.384
10.278
10.946
10.704
10.283
10.240
10.272
10.345

Población según entidad (2004)
EntidadTotalVaronesMujeres
Fuente: Instituto Nacional de Estadística (INE). Nomenclator 2004.
Arrieta-Mendi
Azkoitia
Izarraitz
Ormaola-Mendi
249
9.453
402
241
145
4.671
190
141
104
4.782
212
100

Población por sexo y densidad de población (2001)
TotalVaronesMujeresDensidad
Fuente: EUSTAT. Estadística de Población y Viviendas.
10.2725.1135.159187,8

Población según sexo, edad y densidad de población (1996)
Total0-1920-64+ 64
Total
Varones
Mujeres
10.240
2.187
6.347
1.706
5.097
1.095
3.288
714
5.143
1.092
3.059
992

Fuente: EUSTAT. Estadística de Población y Viviendas.
Densidad de población
180,9

Nacidos vivos según el sexo, el orden de nacimiento y el estado civil de la madre.
Comienzos siglo XXI
Año20002002
Fuente: EUSTAT. Estadísticas de Nacimientos.
SexoTotal
Varones
Mujeres
97
51
46
107
45
62
Orden de NacimientoPrimero
Segundo
Tercero y más
45
45
7
57
40
10
Estado civilCasada
No casada
87
10
98
9

Defunciones según el sexo, la causa de muerte y crecimiento vegetativo
Finales siglo XX y comienzos siglo XXI
Fuente: EUSTAT. Estadísticas de Defunciones.
Año 1999Año 2002
Total9584
Varones5442
Mujeres4142
Causa de defunción
Tumores2721
Apto. Circulatorio2624
Apto. Respiratorio812
Apto. Digestivo26
Accidentes83
Resto enfermedades2418
Crecimiento Vegetativo
-123

Nupcialidad según el estado civil (2002)
Fuente: EUSTAT. Estadística de Matrimonios.
Esposos
TotalSolteroViudoDivorciado
4746-1
Esposas
TotalSolteraViudaDivorciada
4946-3

Familias según el tipo (2001)
Fuente: EUSTAT. Censos de Población y Viviendas.
Familias
Unipersonal
Compuesta
Nuclear sin hijos
Nuclear con hijos
Monoparental
Ampliada
Polinuclear
Tamaño Medio
3.528
685
143
562
1.456
295
301
86
2,89

Migraciones. Finales siglo XX y comienzos siglo XXI
Año 1999Año 2001
Fuente: EUSTAT. Estadísticas de Movimientos Migratorios.
Inmigración
Emigración
Saldo Mig. Externo
Mig. Internas Destino
Mig. Internas Origen
Saldo Mig. Interno
Mig. Intramunicipales
29
31
-2
97
121
-24
301
77
28
49
117
130
-13
417

IEZ

Hasta mediados del siglo XX
1950718

Viviendas según su clase (2001)
Fuente: Departamento de Vivienda y Asuntos Sociales del Gobierno Vasco. Dirección de planificación y gestión de datos.
Total4.318
Viviendas familiares3.527
- Principales56
- Secundarias730
- Desocupadas2
- Otro tipo3
Colectivos-
Alojamientos

Número de viviendas nuevas según año de concesión de la licencia
Fuente: Departamento de Vivienda y Asuntos Sociales del Gobierno Vasco. Dirección de planificación y gestión de datos.
199750
199871
199968
2000123
200128
2002163
200394

Construcción de viviendas protegidas. 2000-2004
AñoTotalP.O. (1)Sociales
(1) P.O.= Protección Oficial Fuente: Departamento de Vivienda y Asuntos Sociales del Gobierno Vasco. Base de datos de vivienda de protección oficial.
2000---
20016060-
20024040-
2003---
2004---

IEZ

Distancia a San Sebastián: 57 kms. Carretera a Azpeitia, Elgoibar, Villarreal. Ferrocarril secundario. Distancia a la cabeza de partido judicial: 4 kms.

Población de 15 y más años compradora de equipos informáticos
a través de Konekta Zaitez
(compra subvencionada por el Gobierno Vasco y Cajas de Ahorro, año 2000)
Fuente: EUSTAT. Estadística de Konekta Zaitez. -EKZ-; EUSTAT. Estadística de Población y Viviendas.
Total98
SexoVarones
Mujeres
45
53
Edad15-24
25-34
35-44
45-54
55-64
+ 64
8
28
47
10
3
2
Tasa de compraDiciembre9,2

IEZ

La población se dedica a la agricultura, industria y ganadería. Se explota una superficie forestal de 3.602 Ha. que abastece a siete serrerías, cuatro centros de segunda transformación de la madera, una fábrica de muebles de madera y otra de muebles de mimbre y junco. La agricultura es la tradicional, maíz, patatas, hortalizas y legumbres. La ganadería está representada por las siguientes cabezas: Vacuno: 1.868. Lanar: 998. Caprino: 170. Cerda: 323. Caballar: 15. Mular: 4. Asnal: 253. La floreciente producción industrial es de hilados, tejidos y sacos de yute, esparto, lino y algodón, fabricación de herramientas agrícolas, piezas forjadas, aceros finos y especiales, máquinas-herramientas, motores, calzados, alpargatas, boinas y cestas de juego de pelota. Aguas minerales. Manantiales de aguas mineromedicinales de San Juan de Azcoitia. Están situados en la llanura de Larramendi a la orilla izquierda del Urola. Son aguas sulfurosas que brotan entre margas cenomanenses, claras, transparentes, de olor y sabor sulfhídrico y 16° de temperatura. Cerca de la villa hay otra fuente de agua ferruginosa, junto a la que fue ferrería de Jausoro. Hay nueve molinos harineros, algunas minas de ofita y cinco centrales de energía eléctrica. En el siglo XIX funcionaba ya la fábrica de boinas y 12 molinos harineros. Tuvo anteriormente buenas y activas ferrerías.

Finanzas públicas, 1957
(en miles de pesetas)
Existencia en Caja 368
Resultas de ingresos 224
Resultas de gastos 190
Superávit 402
Déficit -
Patrimonio municipal 2.311

Distribución de la superficie (1999)
(1) S.A.U.=Superficie Agrícola Utilizada
Fuente: Departamento de Agricultura y Pesca del Gobierno Vasco. Censo agrario 1999.
Nº.Ha.
Todas las tierras3321.335
Tierras labradas3.921321
Pastos permanentes2382.509
Otras tierras78273
S.A.U. (1)2361.413

Distribución de los usos del suelo (hectáreas, 1996)
Fuente: Gobierno Vasco. Departamento de Industria, Agricultura y Pesca. Inventario forestal 1996.
Improductivos152
Prados1.284
Pastizales152
Matorral308
Forestal arbolado denso3.547
Forestal arbolado ralo167
Labores intensivas20
Total5.630

Aprovechamiento de las tierras labradas (1999)
Fuente: Gobierno Vasco. Departamento de Agricultura y Pesca. Censo agrario 1999.
TotalHerbáceosLeñosos
FrutalesOlivarViñedoOtros
Ha.Ha.Ha.Ha.Ha.Ha.
238781973619041--2-1-

Superficie arbolada según especies (hectáreas, 1996)
Fuente: Gobierno Vasco. Departamento de Industria, Agricultura y Pesca:Inventario forestal 1996.
Bosque atlántico191
Encina-
Eucalipto-
Haya280
Pino radiata2.419
Pino silvestre-
Quejigo-
Otras coníferas509
Otras frondosas314
Todas las coníferas2.928
Todas las frondosas785
Todas las especies3.714

Ganadería: distribución general (1999)
* Número de cabezas. En el caso de aves, miles de unidades y en el de colmenas, número de unidades.
Fuente: Gobierno Vasco. Departamento de Agricultura y Pesca. Censo agrario 1999.
Nº de explotacionesNº de cabezas *
Bovinos12964
Ovinos1.979171
Caprinos86165
Porcinos4.04719
Equinos2427
Aves2741.260
Conejas madres363
Colmenas31313

Régimen de tenencia de la tierra (1999)
Fuente: Gobierno Vasco. Departamento de Agricultura y Pesca. Censo agrario 1999.
Nº.Ha.
Total332168
Propiedad3.9215
Arrendamiento3175
Aparcería3.7182
Otros3030

Población trabajadora en la explotación (1999)
Fuente: Gobierno Vasco. Departamento de Agricultura y Pesca. Censo agrario 1999.
Trabajadores no asalariados
Nº explotacionesNº personasJornadas completasJornadas parciales
32975556.69764.797
Trabajadores asalariados
FijosEventuales
Nº explotacionesNº personasNº explotacionesJornadas completas
41332696

En 1981 posee 51 empresas, de las cuales 34 ocupan de 3 a 19 personas,15 de 20 a 99, 1 de 100 a 499 y 1 más de 500. En las primeras trabajan 285, en las segundas 689, en la tercera 230 y en la última 551, sumando un total de 1.755 personas ocupadas en la industria. (Referencia E.S.I.C.A.E.,1983, Eusko Jaurla­ritza ). Las empresas de más de diez trabajadores enclavadas en su término son: Acerías y forjas de Azkoitia, S.A. (AFORASA) con 551, Alberdi Larramendi, Jesús (estructuras de hormigón) con 14, Alberdi Zubizarreta, Claudio, Zabale (B. Alcibar, tornillería) con 14, Angel Sudupe, S.A. (tornillería) con 11, Basarte, siglo Coop. (muebles) con 25, Beitia, S.A. (metalurgia) con 94, Calderería Gurelan_S.A. con 36, Cendoya Larrañaga, José María, Carpintería Aldako con 16, Cons­trucciones Izarraitz, SDAD. Coop. Industrial (máquinas) con 43, Construcciones mecánicas de precisión Ibarmia, S.A. (IBARMIA, S.A.) con 48, Construcciones mecánicas Erlo, S.A. (ERLO) con 51, Construcciones mecánicas Juaristi, S.A.L. (B. Estrada,) con 230, Cooperativa Azkoitiana Industrial (K.A.I.R.) (metalurgia) con 34, Construcciones mecánicas Lizuan, S.A. (LIZUAN) (B. Juin) con 17, Danobat siglo Coop.(maquinaria y herramienta) con 60, Izarraitz, siglo Coop. (maquinaria de corte) con 88, Kelmi, S.A. (cuadros eléctricos) con 19, Mancisidor, Larrañaga y Cía., S.A. (MALAC) (maquinas herramientas) con 23, Escartin Artieda, Gonzalo (instalaciones eléctricas) con 12, Maquinaria Urbis, S.A. con 12, Precisión mecánica, Oski, S.L. (OSKI) (maquinaria para el Calzado) con 19, Rafael Gárate, S.A. (alpargatas) con 39, Talleres mecánicos Urasa, siglo L. con 24, Talleres Murua, S.L. (pie­zas torneadas) con 11, Talleres Pikua, S.A. (engranajes) con 35, Talleres Saspi, S.A. (maquinas herramientas) con 34, Talleres Xubi, S.L. (engranajes) con 40. (Referencia 'C.I.P.V.", 1982); Jasokunde Kooperatiba.

Establecimientos según rama de actividad. Comienzos siglo XXI
Fuente: Banco de España; EUSTAT. Directorio de Actividades Económicas.
Año20012003
Nº.EmpleoNº.Empleo
Total673695
Industria y energía115118
Construcción8592
Comercio , hostelería y transportes2853.1912823.257
Banca, seguros y serv. a empresas8594
Otras actividades de servicios103109

Parque de vehículos. Comienzos siglo XXI
Fuente: Ministerio del Interior. Dirección General de Tráfico.
Año20002003
Turismos3.8064.165
Motos140134
Camiones691796
Autobuses2324
Tractores industriales1624
Otros6196
Total4.7375.239

El total de población considerada activa en 1982 es de 3.141 varones y 1.085 mujeres. De éstos, 2.759 varones y 732 mujeres se hallan ocupados, 255 varones y 312 mujeres buscan empleo por primera vez y 127 varones y 41 mujeres han trabajado anteriormente. El total de inactivos estadísticos es de 5.520 y el de inactivas estadís­ticas 5.483. (Referencia A.E.V., 1982)

Población según la actividad.
Finales siglo XX y comienzos siglo XXI
(1): Organización Internacional del Trabajo
Fuente: EUSTAT. Censos de Población y Viviendas.
AñoTotalActivos O.I.T. (1)Inactivos O.I.T.Contados aparte
TotalOcupados
O.I.T.
Parados O.I.T.
TotalPrimer empleoHan trabajado
199610.2404.0723.3786943493456.1608
200110.2724.5664.193373952785.706-

Población de 16 y más años ocupada según ramas de actividad.
Finales siglo XX y comienzos siglo XXI
Fuente: EUSTAT. Censos de Población y Viviendas.
Año19962001
Total3.3784.193
Agricultura8860
Industria1.6442.116
Construcción278375
Servicios1.3681.642

Lugar de trabajo de la población ocupada (2001)
Fuente: EUSTAT. Censos de Población y Viviendas.
Total4.193
En su propio domicilio63
En el municipio de residencia2.133
En varios municipios211
En otro municipio
- C.A. Euskadi1.736
- Otras provincias34
Extranjero16

Paro registrado en el I.N.E.M. (datos a 31 de marzo) (2000-2001)
Fuente: Instituto Nacional de Empleo (I.N.E.M.).
20002001%
272255-6,3

Paro registrado en el I.N.E.M. por sexo, edad y sector de actividad económica
(datos a enero de 2005)
Fuente: Instituto Nacional de Empleo (INEM)
HombresMujeresSectores
Total281
<252524
25-444794
>=454447
Agricultura2
Industria81
Construcción22
Servicios140
Sin empleo anterior36

IEZ

Municipio, partido judicial de Azpeitia, Gipuzkoa.

Ingresos y gastos del Ayuntamiento (2003) en euros
Fuente: EUSTAT. Estadísticas Presupuestarias del Sector Público.
TotalOperaciones
Corrientes
Operaciones
de Capital
Operaciones
Financieras
Ingresos10.504.0008.779.773743.140981.087
Gastos10.504.0006.318.5083.710.527474.965
Villa independiente.

1960. Posee dos cines, un establecimiento hotelero, una sucursal del Banco Central, una de Caja Laboral Popular, una del Banco Guipuzcoano, una del Banco de San Sebastián, una del Banco de Vizcaya, una de la Caja de Ahorros Provincial, una de la Municipal, un Colegio de Mercedarios Descalzos dedicados a la enseñanza, un Convento (Santa Cruz) de Brígidas Recoletas de clausura dedicadas a la vida contemplativa, otro de Carmelitas Descalzas de clausura que se dedican a la vida contemplativa, un convento de Franciscanas clarisas de clausura que se dedica a la vida contemplativa y un convento de Hijas de la Caridad dedicadas al mantenimiento de un Asilo-Escuela. Dentro del ámbito deportivo destaca la sociedad de pelota Beti-Poz que ha proporcionado figuras destacadísimas a la pelota vasca. De alguna de estas instituciones da noticias Gorosabel:

"Dos conventos de monjas existen en esta villa. Uno de la advocación de Santa Clara situado fuera de la población, si bien muy cerca de ella, fundado por D. Francisco de Zuazola e Idiaquez en testamento otorgado el 2 de octubre de 1589, cuyo patronato corresponde a la villa, de que tiene real ejecutoria ganada en juicio contencioso. Otro, de Brígidas Recoletas de Santa Cruz, está a medio cuarto de legua de la villa sobre el camino de coches, el cual fue fundado en el año de 1691 por Doña María Ignacia Hurtado de Mendoza, de las ilustres familias de Zarauz de Guip. y Mendoza de Alava. Debe advertirse, sin embargo, que Doña María Josefa de Larramendi ocupó antes la ermita de Santa Cruz como señora, donde consiguió establecer el Sacramento, y contribuyó con sus bienes y limosnas a que se ejecutasen las obras del monasterio. Concluidas estas, las monjas fundadoras vinieron del de Lasarte, quienes después de comulgadas en la parroquia, subieron en procesión a Santa Cruz el día 30 de marzo del año citado 1691. La primera que tomó el velo en este convento fue la misma Doña María Ignacia, la cual fue su priora en muchos años, y después las fundadoras volvieron al suyo de Lasarte que son de la misma orden".

En épocas anteriores se alzaba en este lugar la ermita de La Santa Cruz de Basarte, uno de los lugares de reunión de las Juntas Particulares de Guip. También hubo en esta villa un colegio de la Compañía de ,Jesús, fundado por Domingo Pérez de Idiaquez y Doña Catalina de Olano su mujer en testamento otorgado el día 12 de febrero de 1599. Esta fundación fue aprobada por el papa Clemente VIII, quien expidió la correspondiente bula en Roma el 14 de julio del mismo año. Los padres de la Compañía pretendieron hacer nuevo colegio, abandonando la fundación ordenada por Idiaquez y su esposa con cuyo motivo tuvieron algunas diferencias con la villa, que se opuso a ello. Se arreglaron ellas por medio de una escritura de concordia, que se celebró el 6 de julio de 1604 ante Juan de Oyanguren, escribano de número de la propia villa, bajo cuyo pie continuó en adelante hasta su extinción verificada por orden del gobierno del rey en el año de 1770. Al extremo del cuerpo de la villa por la parte de Azpeitia, había una Casa de Misericordia para los pobres de la misma. Este establecimiento en su origen se reducía a un hospital, que fue fundado por Doña Marina de Aramburu, quien dejó para el efecto sus bienes en testamento otorgado el 24 de enero de 1557.

Conforme a su voluntad, esta fundación era para el caso de que no se hiciese dentro de los primeros cuatro años de su fallecimiento el convento de beatas, que dispuso se erigiese. Semejante erección no tuvo efecto, por lo que el obispo de Pamplona dio facultad para agregar al hospital los bienes dejados por la Aramburu, librando para ello su despacho el 23 de marzo de 1561. No contando este hospital sino con una renta muy insuficiente para su sostenimiento, acordó la villa el 18 de agosto de 1753 erigir en él Casa de Misericordia. A este efecto estableció, sobre los recursos anteriores, el arbitrio de cuatro maravedís en cada azumbre de vino, aguardiente, y mistela, para cuya exacción obtuvo real facultad del consejo en el año inmediato. En virtud de real orden de 18 de julio de 1776 se redactaron en el año de 1779 las ordenanzas para el gobierno de dicha casa, las cuales merecieron igualmente la aprobación de su majestad el 19 de diciembre de 1781.

También hubo en esta villa una Arca de Misericordia, o sea, depósito de Trigo, para repartirlo entre los vecinos y moradores de la misma y su jurisdicción, que tuviesen necesidad de dicho artículo, según lo ordenase el ayuntamiento. Fundó la obra D. Juan de Insausti, vicario de la iglesia parroquial de la propia villa, dejando para el efecto trescientos ducados de oro, con cuya suma se compraron quinientas dos fanegas de trigo. Después destinaron para aumento de esta fundación, a saber, Hortun Saenz de Lizalde quinientas fanegas, Juan Saenz de Aramburu, Francisco de Zavala y Nicolás Saenz de Aramburu a cada cien. Para el régimen de esta arca formó la villa las correspondientes ordenanzas el 28 de septiembre de 1544, las cuales fueron aprobadas por el consejo real con algún aditamento y declaración en Valladolid el 15 de agosto de 1545. Sucesos y necesidades posteriores hicieron desaparecer tan beneficiosa institución. Ref. Pablo Gorosabel.

  • 2ª mitad del siglo XX y comienzos del XXI

Asociación Arkamurka Natur Elkartea; Escuela de Formación de la Mujer del Valle del Urola; Hogar de los Jubilados Plaza Ondo; Anaitasuna Mendi Bazkunak; Sociedad Plaza Berri; Sociedad de caza y pesca Orión; Club Zubiaurre de gimnasia rítmica; Bizkargi Musika Eskola; Txalkor Txistulari Taldea; Kandiola Dantza Taldea.


Índice de confort (%) 2001
Fuente: EUSTAT. Estadística de Población y Viviendas.
Agua corrienteCalefacciónTeléfonoGas por tuberíaÍndice de Confort
PúblicoPrivado CentralIndividual
92,57,50,256,899,891,271,7

Número de centros (2002)
(1) Centros Especiales de Empleo- Centros Ocupacionales.
Fuente: EUSTAT. Estadística de Servicios Sociales; Departamento de Sanidad del Gobierno Vasco. Estadística extrahospitalaria.
Total7
Asociaciones1
Servicios técnicos generales1
C. de orientación-
C. de día2
Residencias1
C.E.E.-C.O. (1)2
Otros-

Edificios según los equipamientos del entorno (2000)
Fuente: EUSTAT. Censo de edificios y locales 2000.
Total1.085
Zonas VerdesPúblico
Privado o ambas
236
544
PiscinasPúblico
Privado o ambas
-
-
Zonas deportivasPúblico
Privado o ambas
14
-
AparcamientosPúblico
Privado o ambas
725
312

Número de oficinas bancarias (2002)
(1) Establecimientos financieros de crédito
Fuente:Banco de España.
Total7
Banca privada4
Cajas de Ahorros2
Cooperativas y Cajas Rurales1
E.F.C.(1)-

IEZ

Euskera, dialecto guipuzcoano. Castellano.

Nivel de euskera de la población de dos y más años.
Finales siglo XX y comienzos siglo XXI
Fuente: EUSTAT. Estadísticas de Población y Viviendas.
Año 1996Año 2001
Total10.03210.007
Euskaldunes
Total7.9978.007
Alfabetizados5.6335.704
Parcialmente alfabetizados1.8621.924
No alfabetizados502379
Cuasi-euskaldunes
Total9651.072
Alfabetizados205314
No alfabetizados431416
Pasivos329342
Erdaldunes
1.070928

Población clasificada según la lengua parental y la doméstica.
Finales siglo XX y comienzos siglo XXI
Fuente: EUSTAT. Estadísticas de Población y Viviendas.
Año19962001
Total10.24010.272
Lengua parental7.4037.262
- Euskera2.4832.569
- Castellano286335
- Las dos68106
- Otra6.8866.799
Lengua doméstica2.4122.569
- Euskera900833
- Castellano4271
- Las dos
- Otra

Tipología de movilidad lingüística (>= 5 años).
Finales siglo XX y comienzos siglo XXI
Fuente: Departamento de Cultura (Viceconsejería de Política Lingüística del Gobierno Vasco); EUSTAT.II Mapa sociolingüístico;Censos de Población y Viviendas.
Año 1996Año 2001
Total9.7439.748
Vascófonos6.9846.829
Bilingües de origen228262
Neo-vascófonos605752
Neo-vascófonos parciales560612
Parcialmente castellanizados5155
Totalmente castellanizzados2612
Castellanófonos1.2891.226

IEZ

1960: Posee tres escuelas para niños, cuatro para niñas y siete mixtas. 1860: Esta villa sostenía una escuela elemental de niños con un maestro dotado de 4.000 reales anuales y un ayudante con 1.460, y otra de igual clase de niñas con una maestra asalariada con 2.200 reales. Anteriormente tuvo una cátedra de latinidad, desempeñada por un preceptor, que era de fundación particular.

En 1982 hay una población preescolar de 213 niños y 246 niñas, 1 centro público de EGB y 3 privados que acogen 749 niños y 648 niñas, 1 centro de Formación Profesional público al que acuden 238 niños y 158 niñas. La población escolar de las ikastolas es la siguiente: 238 alumnos de preescolar, 485 de EGB en 1 centro. (Referencia AEV, 1982); ikastola Xabier Munibe.

Enseñanzas de régimen general no universitarias.
Alumnado según nivel y modelo de enseñanza bilingüe.
Comienzos siglo XXI
Curso2000/20012003/2004
A-X (6)B (7)D (8)A-XBD
Educación infantil (1)
Educación primaria (2)
Educación secundaria obligatoria (3)
-
-
-
-
-
-
319
523
359
-
-
-
71
128
95
592
689
613
(1) Incluye Educación infantil y Educación especial en dicho nivel.
(2) Incluye Educación primaria y Educación especial en dicho nivel.
(3) Incluye Educación secundaria obligatoria y Educación especial en dicho nivel.
(4) Incluye Bachillerato Unificado Polivalente (B.U.P.)/ Curso de Orientación a la Universidad (C.O.U), y bachiller LOGSE (Ley General de Ordenación del Sistema Educativo).
(5) Incluye F.P. (Formación Profesional), F.P. LOGSE y Educación especial en F.P.
(6) A: Estudian euskara como asignatura. X: No estudian euskera.
(7) Enseñanza bilingüe.
(8) Estudian todas las asignaturas en euskera.
Fuente: EUSTAT. Estadísticas de la Enseñanza.
Curso2000/20012003/2004
A-X (6)B (7)D (8)A-XBD
Bachillerato (4)
Formación profesional (5)
-
-
-
-
-
-
-
-
-
-
-
117

Enseñanzas de régimen general no universitarias.
Alumnado según nivel y titularidad. (2000/2001)
(1) Incluye Educación infantil y Educación especial en dicho nivel
(2) Incluye Educación primaria y Educación especial en dicho nivel
(3) Incluye Educación secundaria obligatoria y Educación especial en dicho nivel
(4) Incluye B.U.P./C.O.U, y bachiller LOGSE
(5) Incluye F.P., F.P. LOGSE y Educación especial en F.P.
Fuente:EUSTAT.Estadística de la Enseñanza.
Educación infantil (1)Todos
Públ.
Priv.
319
170
149
Educación primaria (2)Todos
Públ.
Priv.
523
272
251
Educación secundaria obligatoria (3)Todos
Públ.
Priv.
359
205
15
Bachillerato (4)Todos
Públ.
Priv.
-
-
-
Formación profesional (5)Todos
Públ.
Priv.
-
-
-

Lugar de estudio de la población estudiante (2001)
Fuente: EUSTAT. Censos de Población y Viviendas.
Total689
En su propio domicilio7
En el municipio de residencia220
En varios municipios3
En otro municipio423
- C.A. Euskadi26
- Otras provincias10
Extranjero

Población de 10 y más años clasificada según nivel de instrucción.
Finales siglo XX y comienzos siglo XXI
Fuente: EUSTAT. Estadísticas de Población y Viviendas.
Año 1996Año 2001
Total9.2979.382
Analfabetos106110
Sin estudios851586
Preescolar y primarios5.0724.484
Profesionales1.1601.166
Secundarios1.0561.579
Medio-superiores491628
Superiores561829

IEZ

Antiguamente fue pueblo murado y cercado, con sólo tres puertas de entrada, que desaparecieron hace muchos años, sin que haya quedado vestigio de ellas. Subsisten en la misma villa las antiquísimas casas solares de Idiaquez y Balda de parientes mayores, así como otras muchas armeras y de caballeros principales. Ellas denotan que Azcoitia ha sido desde los tiempos antiguos, como lo es hoy en el día, uno de los pueblos más importantes de esta provincia. El nombre primitivo de esta villa fue el de San Martín de Iraurgui, a causa de hallarse fundada en la cercanía de la ermita de la misma advocación. Para su mejor población el rey Alfonso XI expidió el competente privilegio en Burgos el 4 de enero de 1324, por el cual les hizo varias gracias, siendo las principales las siguientes:

1.ª Los fueros y franquezas que tenía la villa de Mondragón en todas las cosas.

2.ª La iglesia para su enterramiento, oir misa y demás cosas de que tuviesen necesidad.

3.ª La exención de todo pecho, servicio y pedido que correspondiente a su majestad.

4.ª Las franquezas que tuvieron los individuos antes que viniesen a morar a esta villa.

5.ª La de que todas las revenderías, posaderías y renterías de las ferrerías de Iraurgui y Azcoitia se hiciesen en la misma villa.

6.ª La de que todos los caminantes que fuesen de Guetaria a Mondragón, o de esta villa a aquélla tuviesen que pasar por San Martín de Iraurgui.

El mismo monarca, a petición de los habitantes de esta villa, libró otro privilegio en Illescas el 8 de julio de 1331. Por él les dio licencia, para que poblasen una heredad que habían comprado cerca del monasterio de Santa María de Balda en el punto de Miranda de Iraurgui, con cuyo nombre quiso se le llamase en adelante. Les concedió al mismo tiempo los terrenos pertenecientes a dicha iglesia, para que pudiesen hacer allí sus huertas, como también el morcuero de Beidazar y les dio igualmente la facultad de celebrar mercado los miércoles de cada semana. Este privilegio fue confirmado por el rey Enrique II en Valladolid el II de julio de 1369, por Juan II en las Cortes de Burgos el 9 de agosto de 1379, por Enrique III en otras de la misma ciudad el 20 de febrero de 1392 y por Juan II en Segovia el 6 de julio de 1407. La villa de Azcoitia conserva en su archivo cartas- pueblas con sus confirmaciones que pueden leerse en el apéndice del "Diccionario Histórico de Guipúzcoa." de Pablo Gorosabel.

Consiguiente a esta segunda fundación Azcoitia se llamó Miranda de Iraurgui, cuyo nombre conservó, cuando menos hasta fines del siglo XIV. En el acta de la junta general celebrada en la villa de Guetaria en el año de 1397 aparece en efecto dicha denominación y lo mismo en la de San Sebastián de 1415. En las ordenanzas provinciales de la hermandad del año 1457 se le conoce simplemente con el nombre de Azcoitia, y otro tanto sucede en las del de 1463. Desde entonces, perdidos los primitivos nombres de San Martín de Iraurgui y Miranda de Iraurgui, sólo se le conoce con el de Azcoitia. Además de las exenciones contenidas en las dos cartas-pueblas, la villa de Azcoitia tuvo otros privilegios de mucha importancia, aunque en 1860 ya no estaban en uso. Uno es el dado por el rey D. Alfonso XI en Madrid el 4 de diciembre de 1339, mandando que a sus habitantes no se exigiese pecha alguna. A su concesión precedió una exposición de los mismos, por la que alegaron que eran hijosdalgo por parte de padres y abuelos, que no habían pechado antes ellos, ni sus antepasados y que, esto no obstante, los recaudadores del rey les molestaban sobre el particular. Concluyeron pues pidiendo que se les guardasen las franquezas y libertades de la hidalguía que tenían ellos y los demás hijosdalgo de Guipuzcoa. Su majestad estimó justa esta súplica, y dijo a los recaudadores de sus rentas lo siguiente:

"Vos mandamos vista esta nuestra carta que non demandedes a los dichos hijosdalgo de padres e de abuelos que moran en la dicha villa de Miranda nin á ninguno de ellos que pechen en los dichos pechos nin en ninguno de ellos, nin les prendedes, nin tomades ninguna cosa de lo suyo por esta razón, é que hayan el fuero de Mondragón é las otras dichas franquezas de la hidalguía que han los otros hijosdalgo de Guipuzcoa, según que les fueron guardados en aquellos lugares do ellos moraban en ante que ellos viniesen á morar el dicho lugar de Miranda, etc.".

Este privilegio fue confirmado por el rey Don Pedro en las Cortes de Valladolid a primeros de septiembre de 1351, en Agreda el 20 de marzo de 1357, y en Calatayud el 10 de mayo de 1363. También lo fue por Enrique II en Valladolid el II de julio de 1369, declarando además la exención del yantar, si no lo pagaron en tiempo de su padre. Igualmente lo fue por Juan I en Burgos el 9 de agosto de 1379. D. Enrique II le concedió privilegio en Valladolid el 12 de julio de 1379, para que los vecinos y moradores de la misma villa pudiesen nombrar cada uno alcalde que conociese de los pleitos que les ocurriesen, como también sobre los bienes sitos en su término. Este se extendía desde el arroyo de Basarte hasta la sierra de Elosua, y desde el prado de Azcarate hasta el de Igarate. La reina D.ª Juana dio a la villa de Azcoitia otro privilegio en Burgos el I de julio de 1508, por el cual le rebajó I.200 maravedís cada año en el encabezamiento de las alcabalas, a causa de haberse comprendido en éste la casa de Baldaque pertenecía a rentas reales, con mucho perjuicio de la misma. Según memorias que se conservan, la población de Azcoitia se incendió en el mes de noviembre de 1436.

Hay también noticia de que los del bando oñecino la quemaron después de haber vencido a los del gamboino, al que pertenecía. Por un memorial presentado por la misma villa a las juntas generales de San Sebastián de 1560 consta también que sufrió igual desgracia en el año de 1545. De otra comunicación de la propia villa de primeros de noviembre de 1654 aparece igualmente que todo un barrio, el más poblado que tenía, sin expresar cual fuese, se había quemado recientemente del todo. Consta de igual modo que Azcoitia tuvo en lo antiguo algunas diferencias con la villa de Vergara sobre términos jurisdiccionales y pastos de ganados, las cuales se expusieron ante jueces árbitros arbitradores. Estos pronunciaron su laudo en Elosua el 28 de mayo de 1415, a cuya consecuencia se celebró una concordia, señalándose los límites de ambas villas, y pactándose que los respectivos ganados pudiesen pacer en los términos concejiles de sol a sol. El 29 de septiembre de 1458 se otorgó también con la de Azpeitia otra carta-partida, estableciéndose los términos jurisdiccionales de ambos pueblos. Azcoitia tuvo igualmente algunas cuestiones con Juan García de Licona, señor de la casa de Balda, sobre los asuntos siguientes:

1.° La enajenación de las tierras de Aldatxarren, en que se interesaba la provincia.

2.° La resistencia que dicho García hizo para dar posesión de Santa María de Balda.

3.° La construcción que el mismo pretendía de una nasa y presa para los molinos de Bizkargi.

4.° Haber hecho la villa ciertos monopolios y confederaciones contra el propio García, su casa y parientes.

Estas diferencias fueron comprometidas en el bachiller Juan Martínez de Anchieta, Martín Gómez de Aguinaga, Martín Sánchez de Marquiegui e Iñigo Ruiz de Echeverria, quienes pronunciaron su sentencia el 4 de diciembre de 1484 ante Domenjón González de Andía, Ochoa Pérez de Arriola y Juan Martínez de Arangutia, escribanos públicos de esta provincia. Ref. Pablo Gorosabel. En el siglo XVIII esta villa, junto con muchas otras de Guipúzcoa y Vizcaya, fue protagonista de las revueltas populares que tradujeron el malestar político y social del país. La "matxinada" de 1718 -"matxinada" proviene de Matxin o Martín, santo patrono de los herreros y nombre que se daba a estos mismos- fue una reacción ante el proyecto antiforal de Felipe V de trasladar las aduanas desde el Ebro a la frontera, contraviniendo la tradición libreaduanera del país. La "matxinada" propiamente tal comenzó el 13 de abril de 1766. Al malestar de la población se unió la inquietud por las nuevas medidas de libertad en el comercio de granos que dejaba a Guipúzcoa, zona pobre en agricultura, a merced de los especuladores.

El domingo 13 de abril, el rector de Azcoitia, Carlos de Olascoaga, predicó en su parroquia, exhortando a los feligreses que tenían granos, para que no los extrajeran fuera del lugar por la gran necesidad que se sentía en la localidad. Sin embargo, al día siguiente vinieron varias caballerías para llevarse el grano siendo detenidas por los aldeanos que hicieron devolver el dinero y volver la carga a su sitio. Las autoridades de Azcoitia tuvieron que rebajar el precio y humillarse. Al pasar esta noticia a Azpeitia, el pueblo se alzó en armas y acudió a por los azcoitiarras con la ayuda de los cuales se logró rebajar el precio del trigo también en esta localidad. Este ejemplo había de ser seguido por toda la provincia y parte de Vizc. hasta que una expedición mandada desde San Sebastián logró acabar con la sublevación tanto en Azcoitia como en el resto de las villas amotinadas. Ref. I. Gurruchaga, "Yakintza", 1933.

Las primeras ordenanzas municipales con que se rigió esta villa fueron confirmadas por los Reyes Católicos en Sevilla el 30 de noviembre de 1484. Sus principales disposiciones se reducen a que no hubiese bandos de linajes, sino que todo se entendiese a voz de concejo, que la elección del alcalde, fieles, regidores y diputados se hiciese cada año en la casa consistorial por todos los vecinos, etc. Se hicieron nuevas ordenanzas, que fueron confirmadas por el rey Felipe II en Madrid el 9 de marzo de 1573. Se dispusieron otras por el ayuntamiento general del 13 de febrero de 1694, que merecieron la aprobación del rey y señores del consejo en Madrid el 22 de agosto de 1696. Con arreglo a ellas, el ayuntamiento se componía de un alcalde, suplido por dos tenientes en sus ausencias y enfermedades, de un fiel síndico o su teniente y cinco regidores. Tal era la organización del gobierno municipal de esta villa hasta que se conformó a la ley general del reino, según la cual el ayuntamiento constaba de un alcalde, dos tenientes de alcalde y once regidores.

Consta que el bachiller Juan de Olano, vecino de esta villa, recurrió al consejo de su magestad quejándose de que el ayuntamiento había repartido ciertos pechos y derramas no debidamente, y antes bien contra las leyes de estos reinos. Aparece también que dicho supremo tribunal mandó se cumpliese la ley hecha en Cortes, según la cual, en ningún pueblo se podía repartir sin real licencia más suma que la de tres mil maravedís, so pena de que los que hiciesen lo contrario perdiesen todos sus bienes. En este sentido se expidió la competente real provisión en Segovia el 21 de febrero de 1475, que inserta D. Tomás González en el tomo tercero de su Colección. Parece que el ayuntamiento suplicó de esta determinación y así es que logró una real cédula librada el 10 de noviembre de 1483, por la cual se le autorizó para que, mientras fuese la real voluntad, pudiese repartir entre sus vecinos las cantidades de que tuviese necesidad para las atenciones del pueblo.

Mientras subsistieron las tandas, Azcoitia era uno de los cuatro pueblos donde residía por turno el corregidor de la provincia con su tribunal, así como la diputación con sus oficinas, por cuya razón era una de las cuatro llamadas villas mayores. Desde que las autoridades provinciales fijaron su residencia, y por consiguiente cesaron las tandas, Azcoitia no tuvo más que su gobierno propio o local. Era también uno de los pueblos donde se celebraban alternativamente las juntas generales de la provincia, en las cuales, así como en Las particulares, sus apoderados ocupaban el tercer asiento a mano derecha del corregidor. Se hallaba en 1860 encabezado para los repartimientos provinciales en 93 fuegos. Ref. Pablo Gorosabel.

Elecciones de Diputados a Cortes, 28 de junio de 1931
Partido PolíticoCandidatoVotos recibidos
Referencia "Boletín Oficial de Guipúzcoa" del 29-VI-1931. Filiaciones en "El Pueblo Vasco" del 30-VI-1931
Partido Nacionalista Vasco (Candidatura Pro Estatuto Vasco)Leizaola Sánchez, Jesús María de1635
Independiente (Candidatura Pro Estatuto Vasco)Picavea Leguía, Rafael1635
Sacerdote (Candidatura Pro Estatuto Vasco)Pildain Zapiain, Antonio1635
Tradicionalista (Candidatura Pro Estatuto Vasco)Urquijo e Ybarra, Julio de1635
Unión Republicana (Bloque Republicano-Socialista)Amilibia Machimbarrena, José María6
Partido Socialista Obrero Español (Bloque Republicano-Socialista)Francisco Jiménez, Enrique de6
Acción Nacionalista Vasca (Bloque Republicano-Socialista)Gárate Arriola, Justo6
Derecha Republicana (Bloque Republicano-Socialista)Usabiaga Lasquíbar, Juan6

Elecciones de Diputados a Cortes, 16 de febrero y 1 de marzo de 1936
Partido PolíticoCandidatoVotos recibidos
1ª vuelta2ª vuelta
Referencia "El Pueblo Vasco", Febrero y Marzo 1936
Partido Nacionalista VascoIrujo y Ollo, Manuel de16411990
Partido Nacionalista VascoMonzón Ortiz de Urruela, Telesforo1140--
Partido Nacionalista VascoIrazusta Munoa, Juan Antonio de12421981
Partido Nacionalista VascoLasarte Arana, José María12112034
Partido Nacionalista VascoPicavea Leguía, Rafael12442017
Frente ContrarrevolucionarioPaguaga Paguaga, Antonio1765--
Frente ContrarrevolucionarioOreja Elósegui, Ricardo1764--
Frente ContrarrevolucionarioMúgica Múgica, José1755--
Frente ContrarrevolucionarioLojendio Irure, Juan Pablo1759--
Frente PopularAmilibia Machimbarrena, Miguel63120
Frente PopularApraiz de Betolaza, Luis63186
Frente PopularAnsó Zunzarren, Mariano63186
Frente PopularLarrañaga Churruca, Jesús63111

La iglesia parroquial de esta villa, después de su fundación en el punto de Miranda, era la llamada Santa María de Balda, la cual perteneció a los templarios. Extinguida esta orden religiosa, quedó aplicada a la corona real, la cual hizo merced de su patronato a los señores de la casa de Balda, por lo que se llamó monasterio, que equivalía a patronato de legos. Esta Iglesia fue incendiada por los años de 1318, muriendo Juan Martínez de Balda y su hijo, hecho que se imputó a los vecinos de esta villa. Sin embargo, después de varias pesquisas que se practicaron en su averiguación, se les declaró libres de la querella, como consta de una certificación librada por Juan Sánchez de Salgado, juez de comisión del rey, el 13 de febrero de 1319. Es lo cierto que dicha iglesia se hallaba situada fuera del cuerpo de la villa y en paraje costanero, por cuya razón se conoció la conveniencia de su traslación al interior del pueblo. En su consecuencia el rey católico D. Fernando solicitó el traslado a Julio II, quien en efecto lo autorizó por bulas del 17 de octubre de 1509 y 15 de marzo de 1510, manteniendo a su majestad el patronato de ella.

Tal es el motivo por el que la parroquia actual tiene la advocación de Santa María la Real. Después su majestad cedió su patronato sucesivamente al doctor D. Martín García de Licona, a D. Pedro de Zuazola, a D. Antonio y D. Juan del mismo apellido, y después a los poseedores de la casa de Idiaquez, en recompensa de sus servicios. Se ve por todo lo expresado que esta iglesia es la tercera parroquia que ha habido en Azcoitia, contando la primitiva de San Martín. En 1860 hallábase servida por un cura párroco con el título de rector, seis beneficiados y un sacristán eclesiástico. La rectoría se proveía por el patrono en concurso de cuatro vecinos nombrados por la villa, y los beneficios por sólo el patrono. Tiene también dos parroquias anejas a la matriz. Una se halla dedicada a los santos mártires Emeterio y Celedonio, siendo su patronato de la villa, quien por tanto preveía la rectoría. La otra es de la advocación de San Pedro. En su término hay igualmente las ermitas públicas de San Martín, San Francisco, otro San Martín de los Aguinagas, la Concepción de Urrategui y la del Cementerio y varias particulares.

Es digno de citarse en este artículo un hecho atroz que según la tradición ocurrió en esta villa al tiempo de trasladarse el Santísimo Sacramento desde la iglesia parroquial de Balda a la nuevamente erigida. Conforme a la costumbre establecida para tales casos, el cabildo eclesiástico y numeroso pueblo de Azcoitia acudió en solemne procesión a la primera de dichas iglesias para el expresado objeto, cuya realización había disgustado mucho al señor del palacio inmediato de Balda. Este caballero consideraba sin duda semejante hecho como un gran despojo de sus prerrogativas, y que además rebajaba su dignidad y los timbres de su casa, que llevando el lema de Antes Balda que Azcoitia, creía deber prevalecer en esta villa. Por esta razón no ocultó en público su oposición a la insinuada traslación de la parroquia, ni dejó de proferir algunas expresiones amenazantes contra los que intentasen realizarlo.

Desgraciadamente así sucedió, pues colocándose en el ángulo que forma la pared de la huerta de su casa que mira a la calle con la que da frente al camino que va al mismo palacio, de un tiro de arcabuz mató al cura que llevaba el Santísimo Sacramento. El asesino, que tenía ya ensillado su caballo, huyó por los bosques del monte de Izarriz a la villa de Cestona, donde descansó en una casa de su propiedad, y siguió luego a la costa, según se cree, a embarcarse para el extranjero o Ultramar. Es lo cierto que ya no hubo más noticias de su paradero. La justicia procedió por este crimen, y se sabe que la casa en que paró su autor en Cestona, llamada Akerza-torrea, fue arrasada, y su solar cubierto de sal, según la costumbre de aquel tiempo. Ref. Pablo Gorosabel.

IEZ

El período del Franquismo en Azkoitia, al igual que ocurre en otras villas guipuzcoanas, da comienzo con la ocupación de la villa en el transcurso de la Guerra Civil. El valle del Urola y las localidades del Alto Deba, serán las últimas zonas ocupadas en el transcurso de la campaña del verano de 1936. A finales de septiembre de 1936, cuando el epicentro de las operaciones bélicas se traslada a Madrid, el frente guipuzcoano queda en aparente calma hasta el 31 de marzo de 1937. En esa fecha da comienzo la ofensiva de Mola sobre Bizkaia que tendrá como primer episodio la ocupación de las villas de Eibar y Elgeta, las cuales sufrieron constantes bombardeos y severas destrucciones respectivamente.

Pero centrando nuestra atención en Azkoitia, debemos decir que la ocupación de la misma, que se produce el día 20 de septiembre de 1936, es obra de las tropas bajo las órdenes de Pérez Salas que se incluían en la "Columna Los Arcos" encargada del avance por el centro de Gipuzkoa. Desde Azkoitia las tropas formadas por el "Tercio Montejurra" de requetés y dos compañías del Regimiento América se dirigen por las laderas del Irukurutzeta y el Antxolin hacia Soraluze/Placencia de las Armas, localidad que ocupan al día siguiente. Del mismo modo, desde la villa del Urola parten tropas hacia Elgoibar por el alto de Azkarate, donde encuentran resistencia que sin embargo no les impide apoderarse de Elgoibar, que había sido abandonado por sus defensores al trasladarse éstos a Eibar. Tras estos acontecimientos los combates en la zona se detuvieron y la guerra se alejó definitivamente de Azkoitia, si bien empezaba una larga y dura posguerra en la que la situación vivida en Azkoitia durante la II República y la Guerra Civil tendría una gran importancia.

Sin entrar en excesivos detalles diremos que Azkoitia, uno de los feudos tradicionales del carlismo guipuzcoano, a lo largo de la II República, se mostró políticamente ambivalente ya que si bien el Ayuntamiento contó con mayoría tradicionalista tanto en 1931 como en 1933 (Cfr. Rodríguez Ranz, 1994), en las elecciones legislativas el nacionalismo obtuvo buenos resultados en los comicios de 1931 y 1933. En 1936, sin embargo, se impuso la "Coalición Contrarrevolucionaria" por un escaso margen frente al PNV. El nacionalismo, por tanto, cuenta con una fuerza importante en la villa que a lo largo de la II República, en gran manera, hace de contrapunto a la tradicional hegemonía carlista. Según Mikel Aizpuru (Aizpuru, 2000) el nacionalismo cuenta con presencia organizada en Azkoitia desde 1905 existiendo durante la II República diversas organizaciones situadas en la órbita del nacionalismo vasco ("Euzko Gastetxu Batza", "Solidaridad de Trabajadores Vascos", "Emakume Abertzale Batza", Euzko Nekazarien Bazkuna, Mendigoixales...), El tradicionalismo, por su parte, contaba con presencia organizada mediante el "Círculo Tradicionalista" que se reactiva con la llegada del nuevo régimen. Por su parte la izquierda, salvo la presencia de un pequeño núcleo republicano, apenas cuenta con representación en la villa. De este modo nos encontramos con que la sociedad azkoitiarra se situó claramente en posiciones conservadoras con el matiz de repartirse, casi equitativamente, entre el nacionalismo y el tradicionalismo.

Igualmente Azkoitia fue una de las pocas localidades del interior guipuzcoano donde se produjo un intento serio de sumarse a la sublevación al alzarse la Guardia Civil de la localidad, al mando del jefe del puesto Felipe Sainz Urtubi, al que se unieron numerosos tradicionalistas de la localidad. Como es bien sabido la sublevación en la villa fue sofocada y ello supuso que trece vecinos de la localidad fueran procesados por el Tribunal Popular de Euzkadi. Si bien, la mayor parte de los procesados se encontraban huidos, salvo Sainz Urtubi que fue asesinado en San Sebastián en los días previos a la evacuación de la capital donostiarra, ello no fue obstáculo para que el tribunal dictara dos penas de muerte -contra Sainz Urtubi y contra Pedro Alberdi Uría- y penas de reclusión perpetua para el resto de los procesados el 24 de noviembre de 1936 en Bilbao (cfr. Barruso, 1995). El mismo día de la ocupación de la villa, y según recoge Simón Aranbarri (cfr. Aranbarri, 1989), fueron fusilados en Iraeta -en el término municipal de Cestona- seis requetés de la villa que permanecían encarcelados en la misma y que habían tomado parte en la sublevación del cuartel de la Guardia Civil. Al parecer fueron detenidos por milicianos en retirada cuando, tras fugarse de la cárcel del palacio de "Juin Torrea" trataban de enlazar con las fuerzas de Los Arcos. Sin embargo, uno de los últimos actos del Comité del Frente Popular de Azkoitia fue el tratar de salvaguardar la vida de los detenidos, como prueba el documento firmado el 19 de septiembre de 1936 por los representantes del Frente Popular, del cabildo eclesiástico y los detenidos, en el cual (cfr. Aranbarri, 1989) se señala expresamente que la vida de los detenidos no correría peligro, solicitando -como contrapartida- que los familiares de los miembros del Frente Popular no serían perseguidos.

Tras la ocupación de la villa se producen en la misma los mismos procesos que en otros municipios. Las autoridades militares, por medio de la Comandancia Militar de Azcoitia, se hacen con el control de la situación que, sin embargo, pronto trasladan a la Junta Carlista de Guerra, que se instaló en el palacio Leturiondo. En Azkoitia, dada la proximidad del frente se instaló un importante hospital militar. Pronto, al igual que ocurre en otros municipios dio comienzo uno de los procesos más largos y dolorosos de la inmediata posguerra; la represión.

El aspecto más complejo, y a la vez más delicado de analizar, es el referente a la represión ejercida por las autoridades militares. En el momento presente sigue siendo imposible acceder a diversos fondos documentales por lo que no podemos aventurar una cifra para el caso de Azkoitia. Lo que sí podemos decir es que la represión militar, en la villa, fue sensiblemente menor no ya a las de otras localidades españolas sino incluso a la de gran parte de los municipios españoles. De los casi mil casos de guipuzcoanos sometidos a consejos de guerra hemos podido localizar a 21 vecinos de Azkoitia procesados, de los cuales siete fueron fusilados. La mayor parte de los azkoitiarras sometidos a consejo de guerra lo fueron en el penal de El Dueso, donde permanecen presos al menos doce vecinos de Azkoitia desconociéndose la suerte corrida por dos de ellos. (Cfr. Landa, 1998). En el caso de los fusilados se trataba, principalmente, de gudaris o milicianos alistados en los distintos batallones que trataron de defender a la II República en el norte.

La mayor parte de ellos -como ocurre en casi toda Gipuzkoa- son ejecutados en los primeros tiempos de la contienda, dos de ellos son fusilados en San Sebastián en noviembre de 1936. Un azkoitiarra será fusilado en El Dueso, otro en el frente de Madrid, al intentar pasarse a las filas republicanas y ser sorprendido en el intento, y un tercero en el cementerio de Derio; de los otros dos desconocemos los detalles de su muerte. Por tanto, a la vista de los datos de que disponemos podemos señala que el perfil del procesado por las autoridades militares en Azkoitia es un hombre, en torno a los 30 años, empleado en oficios artesanales en su mayor parte y condenado a una pena de 30 años y 1 día acusado de rebelión militar. La mayor parte son milicianos que formaron parte en los batallones nacionalistas que se rindieron en Santoña, lo cual explica que diez de los procesados por las autoridades militares fueran juzgados y condenados en la localidad cántabra. Pero como ya hemos dicho estos datos no pueden ser considerados de manera absoluta. Es de esperar que el desarrollo de las investigaciones que se llevan a cabo sobre el período franquista nos permitan conocer en toda su extensión la represión llevada a cabo en Azkoitia.

Sin embargo, y pese a lo que normalmente se piensa, la represión más intensa que se cernió sobre la villa del Urola no fue la que protagonizaron los tribunales militares, aunque está que claro, dado el posible desenlace trágico de los consejos de guerra, ésta tiene una importancia de primera magnitud. Desde el punto de vista cuantitativo, la represión económica puesta en marcha por el Franquismo tuvo una mayor repercusión en la villa. Las primeras medidas encaminadas a sancionar económicamente a los "desafectos" fueron tomadas por la Junta Carlista de Guerra. La consulta de la documentación nos permite constatar la imposición de multas de diversas cuantías, como es el caso de un vecino de la villa que es considerado como "una de las personas más influyentes y significadas en la localidad del Partido Nacionalista Vasco. Por el apoyo prestado a éste, siendo multado por sus antecedentes políticos con 150.000 pesetas y posteriormente obligado a contribuir con 3.000 pesetas mensuales a los gastos del hospital militar que se instale en la villa (AGA - Justicia, c.364). Al menos hemos podido localizar a otros dos vecinos a los que se les imponen multas elevadas pero, en un documento que publica Aranbarri en su obra (cfr. Aranbarri, 1989) y fechado en 1941, se señala que la mayor parte de los vecinos cuyos bienes eran superiores a 15.000 pesetas "fueron multados por la Junta Carlista de Guerra".

En enero de 1937 la Junta Técnica creó la llamada Comisión Central de Incautación de Bienes, lo que dio pie a la creación de la Comisión Provincial de Incautación de Bienes de Guipúzcoa (CPIB) cuya misión era llevar a cabo lo dispuesto en el "Decreto 108" de la Junta de Defensa Nacional -fechado el 13 de septiembre de 1936, mismo día de la ocupación de San Sebastián- y en el que se decretaba el embargo de todos los bienes pertenecientes a los partidos y personas que se habían opuesto a la sublevación. Pese a que la actividad de la CPIB en Gipuzkoa nos es desconocida en gran parte, sí sabemos que en Azkoitia, entre 1937 y 1939, ingresó 8.455 pesetas, lo que viene a suponer unos algo más de once mil euros en la actualidad, en concepto de rentas de las propiedades que había incautado y que eran administradas por el secretario del Ayuntamiento, quien tenía la obligación de rendir cuentas a la citada comisión.

A la CPIB le sustituyó, a partir del 1939, el Tribunal Regional de Responsabilidades Políticas de Navarra y Guipúzcoa, que contaba con un juzgado de instrucción en San Sebastián, que era el encargado de instruir los expedientes. La Ley de Responsabilidades Políticas establece toda una tipología de conductas que considera "delictivas" que van desde formar parte en el Gobierno de la República hasta el formar parte de cualquiera de los partidos ilegalizados por el Decreto 108. Entre ellos, como es lógico suponer, se encontraban el PNV, ANV y STV y , sin citarlos, menciona a "otras entidades de análoga significación a los expresados", lo que supone que todas las organizaciones de tipo nacionalista, además de las de izquierda, sus miembros, eran susceptibles de ser procesados por la Ley de Responsabilidades Políticas.

Hemos podido localizar 56 casos de vecinos de Azkoitia procesados por la Ley de Responsabilidades Políticas de los cuales, la mayor parte figuran en una lista solicitada por el Tribunal Regional de Responsabilidades Políticas -en febrero de 1941- al Ayuntamiento, a semejanza de lo que ocurre en otras localidades donde también hemos podido constatar la existencia de éstas que podemos denominar "listas negras". En octubre de 1939 es dictada la primera sentencia del Tribunal Regional de Responsabilidades Políticas contra un vecino de la villa, un jornalero tradicionalista que es absuelto. La primera sentencia condenatoria se dictará el 5 de mayo de 1941 y recaerá sobre el que fue presidente del Comité del Frente Popular de Azkoitia, Bonifacio Alberdi, al que se le acusa, entre otras cosas, de presidir el "organismo que ordenó la detención de siete jóvenes que fueron fusilados en Cestona el mismo día de la liberación de Azcoitia" (AGA - Justicia, c. 311). La sanción que recayó sobre Alberdi fue de 2.000 pesetas que, sin embargo, no se hizo efectiva al encontrarse el procesado exiliado en Francia. El último azkoitiarra condenado por la el Tribunal Regional será Antonio Alberdi, condenado en agosto de 1943 a una multa de 500 pesetas acusado de haber huido a Francia desde Santander, país del que no regresó hasta junio de 1940 tras producirse la invasión nazi. Entre los procesados de Azkoitia quizá merezca citar el caso de una emakume que "durante la guerra de liberación fue expulsada de Azcoitia al campo rojo por su mal comportamiento" y que en 1941 es sancionada con una multa de 750 pesetas o el de otro vecino, que pese a presentarse en las filas franquistas, en Trucíos, con 600 presos liberados en Bizkaia es condenado en 1942 a una multa de 350 pesetas. Los ejemplos que se podrían citar son numerosos pero, para tener una visión más ajustada a la realidad de la aplicación de la Ley de Responsabilidades Políticas, podemos establecer una comparación con otras localidades de la "Guipúzcoa Urbana" y con un nivel de población similar al de Azkoitia en 1940 (Cfr. Cuadro1).

Como se puede apreciar fácilmente en el cuadro 1, Azkoitia -con la sola excepción de Oñati- es la localidad que cuenta con un mayor número de procesados, pese a que en la comparación se encuentran municipios con una mayor presencia de la izquierda o que experimentaron una mayor conflictividad socio política como es el caso de Pasajes o Arrasate/Mondragón. Azkoitia ofrece el porcentaje de condenados (50%) más elevado del área, superando incluso el porcentaje de Azpeitia o Mondragón, localidades más pobladas que la que ahora nos ocupa.

Aplicación de la Ley de Responsabilidades Políticas en Azkoitia
Natural dePob.
1940
Total¿?%Absueltos%Condenados%
Azkoitia7.6325611,792442,862850,00
Azpeitia8.02416637,5016,25743,75
Hernani7.09321523,81733,33628,57
Arrasate8.64519526,32631,58842,11
Oñati6.6991745229,897140,805028,74
Pasajes7.51917423,53211,76741,18
Errenteria8.97317423,5315,88741,18

Se da también la circunstancia de que gran parte de las condenas lo son a partir de 1942, es decir, cuando se ha producido una profunda reforma de la Ley que ha suavizado en gran parte la dureza de la misma. La mayor parte de las absoluciones, que suponen casi el 43% de los procesados en el municipio, finalmente, en 1943 son sobreseídos los procesos contra tres vecinos, el último de los cuales lo es febrero de 1943.

Pero la represión no se detuvo en los aspectos anteriores, sino que afectó a todos los estamentos y grupos sociales. El clero azkoitiarra, por ejemplo, también se vio afectado por los procesos represivos puestos en marcha por el régimen. Cuatro sacerdotes de la localidad figuraron en una lista que elaboró el Gobierno Civil de Gipuzkoa en 1937 con la pretensión de sancionarlos o trasladarlos fuera del País Vasco. Bajo la acusación de posiciones cercanas al nacionalismo, y pese a que ninguno de ellos estaba afiliado al PNV, dos sacerdotes son multados por la Comisión Provincial de Incautación de Bienes (CPIB), uno de ellos fue encarcelado en la localidad, y el restante se exilió en Francia, falleciendo en Biarritz ( Lapurdi) en julio de 1939. Todos figuraban en la lista antes mencionada de 1941 en la que se hacía constar "que con su propaganda han hecho un daño enorme en la villa" (Aranberri, 1989). La Educación fue uno de los aspectos al que prestaron una mayor atención las nuevas autoridades. La Junta Carlista de Guerra de Guipúzcoa hace públicas una serie de recomendaciones encaminadas a adecuar las enseñanzas escolares a los nuevos tiempos. De manera simultánea, desde la Comisión de Educación de la Junta Técnica, se pone en marcha un proceso de depuración de la enseñanza que abarca a todos los niveles educativos. Pese a que en Gipuzkoa el número de maestros sancionados se sitúa en torno al 28% del total provincial, en Azkoitia, los cuatro maestros de los que ha sido posible localizar sus expedientes de depuración, son confirmados en sus cargos. El resto de las jurisdicciones especiales puestas en marcha por el Franquismo, como es el caso del Tribunal Especial de Represión de la Masonería y el Comunismo, no tuvo ninguna repercusión en Azkoitia.

Hasta ahora hemos visto cómo un importante sector de la población de Azkoitia sufría los embates de la represión franquista pero también hay un importante sector que colabora con el régimen. La prueba más palpable es la presencia de azkoitiarras en el "Tercio San Ignacio", formado fundamentalmente por guipuzcoanos y que tomó parte en la campaña de Gipuzkoa. Al menos 63 vecinos de la villa murieron en las filas del bando nacional, lo que unido a los 42 que lo hicieron en las filas republicanas supuso un severo castigo para un municipio como Azkoitia.

Volviendo a los aspectos políticos podemos decir que, en el caso de Azkoitia, la presencia del carlismo, hace que esta fuerza política sea hegemónica en el municipio, incluso tras la unificación de la Comunión Tradicionalista y Falange Española para crear, en 1937, FET y de las JONS. En los primeros momentos, al igual que en otros municipios, se constituye un ayuntamiento formado por los concejales tradicionalistas de la localidad, a los que se unen otros designados por la Junta Carlista de Guerra. El cargo de alcalde recae en Agustín Irureta. El Ayuntamiento, y las diversas instancias de FET y de las JONS (Delegación de Sindicatos, Frente de Juventudes, Auxilio Social... ) crearon un entramado político que nutrió las instancias del poder municipal. al provenir de estas instituciones la mayor parte de los cargos municipales. El consistorio azkoitiarra permaneció con pocos cambios hasta 1943. Ese año se emprende una reforma casi general de los ayuntamientos guipuzcoanos. En el caso de Azkoitia el gobernador propone "la casi total renovación de la Comisión Gestora del Ayuntamiento de Azcoitia, de esta provincia, por la necesidad de dar un impulso renovador a la actuación de la corporación municipal" (AGA - Gobernación, c.178). Solo se mantiene a Telesforo Quintana Martínez de Arenaza, Silverio Urdangarín Juantorena y José Echániz Aizpitarte. En 1943 es nombrado alcalde Santiago Domenech Arrizabalaga, excombatiente del Tercio San Ignacio y que se ocultó en el monte durante el período en que Azkoitia permaneció bajo el control de los republicanos. La renovación de 1943 pone de manifiesto la importancia que van adquiriendo en el Franquismo los llamados "ex combatientes" y "ex cautivos" para los que se reserva un determinado número de puestos de representación y en la Administración. Del consistorio de 1943, además del alcalde, encontramos a otro ex combatiente y a tres "ex cautivos", de los cuales, dos habían ostentado el cargo de delegado del Frente de Juventudes y de la Central Nacional Sindicalista respectivamente. En lo que se refiere a la filiación política de los mismos, la mayoría son tradicionalistas pero llama la atención la presencia de dos concejales de Acción Popular, uno de los cuales había sido concejal durante la Dictadura de Primo de Rivera y otro durante la República, pero en las filas tradicionalistas. Esta conformación del Ayuntamiento supone la puesta en práctica de una política que trata de combinar la presencia de representantes de la clase política proveniente de la II República, e incluso anterior, con la de nuevas personas procedentes de los antiguos combatientes en la Guerra Civil o de la nueva clase política que se va formando por la actuación del partido único.

  • Fuentes
  • Archivo Municipal de Azkoitia
  • Archivo General de Navarra-Fondo de la Junta Carlista de Guerra
  • Archivo General de la Administración- Fondo Justicia y Gobernación
  • Bibliografía
  • AIZPURU MURUA, Mikel: El Partido Nacionalista Vasco en Guipúzcoa: 1893-1923: Orígenes, organización y actuación política. Servicio Editorial de la Universidad del País Vasco, Lejona, 2000.
  • ARANBARRI ETXANIZ, Simón: Anai arteko borroka. Azkoitian (1936-1939), San Sebastián, 1989.
  • AROSTEGUI, Julio: Los combatientes carlistas en la Guerra Civil española(1936-1939), Fundación Hernando de Larramendi, Madrid, 1991.
  • BARRUSO BARÉS, Pedro: "Justicia y Guerra Civil. La actuación de la Junta de Defensa de Guipúzcoa" en Boletín Sancho El Sabio, nº6, Vitoria 1995, pp. 155-186.
  • BARRUSO BARÉS, Pedro: Verano y revolución. La Guerra Civil en Gipuzkoa. Luis Haranburu Editor, San Sebastián, 1996.
  • LANDA MONTENEGRO, Carmelo: Espetxean 1937-1942. Semilla de Libertad= Bizitza eta heriotza giltzapean, Fundación Sabino Arana, Bilbao, 1998.
  • RODRIGUEZ RANZ, José Antonio: Guipúzcoa y San Sebastián en las elecciones de la II República, Fundación Kutxa, San Sebastián, 1994.
  • TAPIZ, José María: El PNV durante la II República. Organización Interna, implantación territorial y bases sociales. Fundación Sabino Arana, Bilbao, 2001.

PBB

En el casco urbano destaca, una vez verificado el traslado desde Santa María de Balda a principios del siglo XVI, la iglesia parroquial de Santa María la Real. Obtenido el permiso para su traslación mediante varias bulas papales en 1509 y 1510, el diseño correspondería a Pedro de Echaburu, proyecto modificado hacia 1522 por Juan de Arteaga, Pedro de Lizarazu y Pedro de Alcega. Entre 1510 y 1573 los responsables de las obras serían Pascual de Arrandolaza primero y Andrés de Leturiondo después, construyéndose en ese periodo los muros y sus cubiertas provisionales hasta el ábside. Éste se erigiría entre 1574 y 1615, tarea asumida por Domingo de Imitarte, cayendo en 1578 parte del lado del evangelio. Posteriormente, entre 1615 y 1630 se produce la cubrición definitiva, según los planos dispuestos en 1614 por Jerónimo de Soto, "ingeniero mayor de Su Majestad", momento en el cual se erigen también los soportes, encargándose de todo ello Martín de Galarraga, Miguel de Landerrain, Francisco de Loidi y Juan de Arriola. Aunque la actual torre sea obra de 1947, según diseño de Raimundo Alberdi, anteriormente, en 1703, Martín de Zaldúa había otorgado un diseño para erigirla, siendo objeto de reconstrucciones posteriores antes de llegar a efectuarse la actual.

Por otro lado, su portada es producto del diseño preparado en 1725 por José de Lizardi, examinando en 1734 Ignacio de Ibero y Juan Bautista de Inchaurandiaga el pretil, pórtico y portada, no obstante lo cual, en 1738 se firma un nuevo contrato con Lizardi para que rematara la portada con un cascarón, a semejanza del retablo mayor del templo. Nos hallamos ante una iglesia columnaria, con una planta de salón con tres naves, cubiertas por medio de bóvedas vaídas. Si bien las capillas particulares de Floreaga y Recalde muestran su relación con el gótico, dada la presencia de pilastras y bóvedas de crucería en las mismas, en el resto se imponen los elementos característicos del siglo XVI, aunque su tardía cubrición explica la presencia generalizada de las bóvedas vaídas, tal y como anteriormente señalábamos, al tiempo que justifica igualmente el carácter canónico de sus soportes. Destacable es también la portada, cuya disposición en forma de hornacina otorga un acusado carácter escenográfico a su acceso principal.

Dentro de la iglesia parroquial sobresale su retablo mayor. Aunque en 1658 se solicitara una traza a Bernabé Cordero, sería el jesuita Francisco Bautista de Medina, del Colegio Imperial de Madrid, quien se encargara de su diseño. Tras diferentes almonedas, en 1660 Antonio Alloitiz Aguirre se responsabiliza de su ejecución, pero tras numerosas modificaciones, la obra quedaría sin finalizar, encargándose de esta labor Juan de Ursularre y Echeverría. Finalmente, en 1678 Nicolás de Bustrín y Miguel de Brevilla lo dorarían, procediéndose a la bendición del conjunto en 1681. Con todo, a mediados del XVIII Lucas de Camino efectuaría un nuevo sagrario y en 1832 Mariano José de Lascurain renovaría el tabernáculo. Un incendio acaecido en 1904 provocaría su parcial restauración, efectuándose una intervención sobre el mueble en 1992.

Además, en el banco acoge los antiguos relicarios de los Mártires de Colonia, efectuados en 1535 por Juan de Lizarazu. Como indicábamos, es realización sobresaliente, un retablo cuyo cuerpo único se ordena mediante columnas gigantes y con un remate en forma de cascarón. En cuanto al resto de retablos, los retablos del Santo Cristo y San José son realizaciones barrocas, del siglo XVIII más concretamente. Los de San Ignacio y San Pedro fueron realizados hacia 1630 por Miguel de Goroa, mientras que el de San Juan -situado en el lado de la epístola- es de hacia 1570, acompañando a la talla titular expresivista lienzos de indudable calidad. Desgraciadamente, no ha llegado hasta nuestros días el retablo que Juan de Anchieta efectuó en 1575 para la familia Idiáquez. Por último, señalemos que el cancel se debe a la traza que para 1761 entregaría Ignacio de Ibero y la sillería de coro se debe al diseño de su hijo, Francisco de Ibero, ejecutándola en 1769 Lucas de Camino.

La casa Etxe Beltz o casa torre de Idiáquez se sitúa enfrente del acceso principal de la parroquia, a un lado de la misma. Edificada en la segunda mitad del siglo XV, se supone que el edificio se hallaría rodeado de un muro que formaba parte del portal de la villa, toda vez que, como es práctica habitual, la villa se hallaría amurallada en esa época. Ha sufrido numerosas modificaciones, como la supresión del patín que en origen poseía y las alteraciones perceptibles en sus vanos nos demuestran, pese a lo cual mantiene elementos propios del periodo de fábrica.

Al lado de la construcción, junto al río, se halla la denominada fuente de las Barricas, realización neoclásica cuyo diseño debemos a Mariano José de Lacurain, quien otorgaría el correspondiente diseño en 1835. Además, enfrente del edificio anteriormente comentado se encuentra la casa Idiakaitz Zaharra, realización del siglo XVI en origen, que conserva gran parte de su labor en ladrillo, lo cual hace que deba incluirse en el estilo mudéjar.

En la calle Aizkibel sobresale el garitón de esquina, realización del siglo XVI, que mantiene la casa Lasao, cuya presencia hace suponer, en buena lógica, la existencia de un portal de la muralla en ese lugar. Por lo que a la calle mayor (Plaza Berri) se refiere, alberga edificios de indudable interés, como la casa de Anziondo, construida entre 1622 y 1631 por Andrés de Larrañaga, Juan de Zorarrian, Francisco de Errazquien y Francisco de Loidi, la casa Alzibar Jauregi, sede del antiguo ayuntamiento, la casa Olano, del siglo XVIII, Txurruka Etxea, transformada en el siglo XIX, o la casa Rekalde, con sillería en su primera planta y ladrillo en la superior.

Ya en la plaza mayor destaca la casa consistorial. Aunque a mediados del siglo XVI Pedro de Abendaño había otorgado un proyecto para erigir un nuevo ayuntamiento, será finalmente en el siglo XVIII cuando se consiga ese empeño, por medio de los planos efectuados en 1730 por José de Lizardi. El propio arquitecto se encargaría de su edificación, finalizándose en 1736 la labor de cantería, cuyo reconocimiento y peritaje efectuaría Ignacio de Ibero. Posteriormente se ejecutarían la calzada del pórtico, además de sus bóvedas y la labor de albañilería. Provisto de planta rectangular, consta de tres alturas, según la distribución habitual en lo que a su fachada principal se refiere, siendo la armadura de la cubierta a tres aguas. Además de la proporción y armonía de su diseño, conviene destacar igualmente los aleros de madera, con una labor de talla ciertamente apreciable. En su frente se sitúa un busto en Homenaje a Mariano Juaristi, Atano III, debido a José Lopetegui, quien la llevaría a cabo en 1949.

A un lado del ayuntamiento se halla la casa Leturiondo, edificio del siglo XVIII también, de hacia 1780 quizá, con disposición rectangular y fachada cuya planta baja se concibe a modo de basamento, coronándose su eje central con el escudo de la familia.

El arrabal de Santa Clara debe su nombre al monasterio de monjas franciscanas existente en él. La fundación de este cenobio se debe a Francisco de Zuazola, estableciéndose tras su muerte las condiciones pertinentes. La traza del convento se encomendó al arquitecto mayor de Su Majestad Juan de Valencia, hijastro de Luis de Vega y discípulo de Juan Bautista de Toledo, comprometiéndose en 1591 Hernando de Loidi y Martín de Garmendia a acabar la obra en cuatro años, para dos años más tarde decidirse alzar algo la altura del edificio con respecto a lo señalado en el diseño, según el parecer de diferentes maestros, fray Miguel de Aramburu entre ellos. En 1598 se haría entrega de la primera crujía, encargándose de la segunda Aldasoro y Francisco de Loidi. En 1606 fray Miguel de Aramburu diseña la tercera crujía, la situada hacia el camino a Azpeitia, mientras que el lado final lo plantea Juan Martínez de Ucín. Si bien el claustro se inició en 1625, su construcción se vería interrumpida, reanudándose en 1655, tras el dictamen de fray Lorenzo de Jorganes. Para la iglesia, y pese a lo señalado por Juan de Valencia en un principio y Juan Martínez de Ucín después, en 1683 se solicitó trazas a Lucas de Longa, conservándose tanto la planta como el alzado originales, alargándose las obras entre 1684 y 1692.

Nos hallamos ante un conjunto destacable, poseyendo planta cuadrada la clausura, en la cual destaca el bello claustro, y de cruz latina la iglesia, con bóvedas de cañón con lunetos y cúpula sobre el transepto. Su retablo mayor fue diseñado por Ignacio de Ibero, ejecutándolo entre 1740 y 1742 Bernardo de Anillo, mientras que los colaterales fueron trazados por Francisco de Ibero, encargándose de su realización Francisco Ignacio de Azpiazu entre 1750 y 1753 y siendo autor de las imágenes laterales de los dos últimos Juan Bautista Mendizábal I. Conviene destacar el mayor, retablo-cascarón de carácter rococó, con una acertada disposición arquitectónica y un sentido figurativo ligado a la orden. Finalmente, señalemos que en la clausura se guarda una tabla de la Virgen con el Niño asignada al taller de Ambrosius Benson.

Se sitúa en ese mismo arrabal, en una zona más próxima al casco histórico, la ermita de SanJosé. Erigida por la familia Idiáquez en el lugar de nacimiento de la madre Josefa del Santísimo Sacramento, que había vivido con la familia hasta entrar como religiosa recoleta de Santa Brígida en el convento de Santa Cruz de la localidad, José de Lizardi sería quien en 1721 otorgara traza para su construcción. El propio arquitecto se encargaría de su ejecución entre 1722 y 1724. De planta rectangular, cubierta por medio de bóvedas de cañón con lunetos, en la zona más cercana a Plaza Berri se halla la sacristía y sobre ella la que se concibió en origen como vivienda de la beata.

En su interior alberga un espléndido Ecce Homo de Gregorio Fernández, de hacia 1625, mientras que el retablo mayor es obra de Juan Bautista de Jáuregui, con un San José de procedencia madrileña y tres lienzos de Antonio Palomino, que haría además otros tres con retratos de la madre Josefa del Santísimo Sacramento, todo ello para 1722. Por último, se conservan algunas pequeñas imágenes procedentes también de Madrid, aunque de escasa calidad. A pesar de la modestia del edificio, tanto en sus dimensiones como por lo que a su imagen exterior se refiere, el elenco de obras artísticas que alberga es espectacular, tal y como hemos podido comprobar.

Siguiendo hacia el casco de la localidad, en la plaza Balda hallamos la escultura Batarrabi, de Jorge Oteiza, cerca de la cual se dispone, en la calle Ibai-Ondo, una obra de José Alberdi Elorza titulada Batasunaren deia, correspondiente al año 1995. Precisamente es el mismo autor el responsable de Euskaldunak, pieza del mismo año que se sitúa en las proximidades de la Biblioteca Municipal, antigua estación del Ferrocarril del Urola, cuyo diseño se debió a Ramón Cortázar Urrozola.

En los jardines de la Musika Eskola Bizkargi hallamos sendas efigies de Valentín de Olano, busto realizado en 1952 por José Lopetegui, y Xabier Munibe, Conde de Peñaflorida, que en 1992 efectuaría Sebastián Larrañaga. Reseñable es también la participación de Aitor Mendizabal en el Baztartxo Antzokia, en Aingeru Kale, donde para 1991 realizaría Teatro Clásico y Teatro Moderno, desarrollando esas dos concepciones en sendas medias columnas, mientras que en el interior del edificio concebiría un friso en el anfiteatro conocido como La danza.

El arrabal de Goikokale, conocido también como arrabal de los ferrones, se encuentra al otro lado de la población. Allí se sitúa la casa Altuna-Portu, edificio del siglo XVII en su mayor parte, lugar de origen de Manuel Ignacio de Altuna y Portu, uno de los cofundadores de la Real Sociedad Bascongada y cuya amistad con Juan Jacobo Rousseau resulta bien conocida. Muy cerca se hallaba hasta fecha reciente la ermita de San Francisco, habiendo sido trasladada al otro lado del río, enfrente de donde se situaba en origen. Fue construida en 1724 por Pedro de Astigarraga y prácticamente rehecha a fines del siglo XIX. Es una construcción modesta, destacando su fachada de carácter netamente clásico.

Teniendo en cuenta su emplazamiento actual, a su lado se encuentra el palacio de Hurtado de Mendoza, que cumple las funciones de ambulatorio. Edificio del siglo XVII, posee planta rectangular, destacando en su fachada los dos escudos simétricamente dispuestos.

Cerca del casco histórico de la villa encontramos además otras construcciones de interés. Este es el caso de la ermita de San Martín, situado en un montículo que domina la población. Pese a que desde un punto de vista meramente arquitectónico no ofrezca alicientes, su valor es enorme, pues la primera fundación de la villa, de 1324, se efectuó en torno a esta ermita, lo cual motivaría el nombre otorgado a la villa, San Martín de Iraurgui. Además, en los últimos años se han efectuado varias excavaciones en ella, encontrándose restos pertenecientes a aquel periodo.

Igualmente importante es la casa torre de Balda, situada prácticamente en la intersección de Santa Clara y Plaza Berri, a cierta altura -bajo ella se encuentra la plaza Balda, anteriormente citada-. Ligada al monasterio de Santa María de Balda, en cuyas proximidades se extendería la población tras su segunda fundación, en 1331, el edificio se reedificaría en el siglo XVI, conservando en su cuerpo central elementos de la primitiva torre. Más arriba se halla el cementerio, primitiva parroquia, donde aún se puede apreciar la portada de transición románico-gótica.

Enfrente de la parroquia, tomando como referencia el lado del evangelio, hallamos el palacio Floreaga. Promovido por Pedro de Zuazola durante la segunda década del siglo XVI, en torno a 1514 efectúan el examen de lo realizado dos maestros de los cuales únicamente conocemos su apellido, Malpaso y Torollo, quienes a continuación otorgarían las condiciones para lo que restaba por ejecutar. Probablemente serían los maestros activos en Granada y Toledo en la época, arquitectos de renombre que no vienen sino a subrayar la trascendencia del edificio. Provisto de planta rectangular compacta, su imagen exterior es muy acertada y de influencia mudéjar, sobresaliendo, además del uso del ladrillo, la superposición de galerías. La restauración efectuada hace algunos años, otorgándole después una funcionalidad de la cual carecía anteriormente, permite apreciar las cualidades señaladas en todo su esplendor.

Situado a un lado de una de las salidas hacia Azpeitia, el palacio Insausti es otro de los edificios que aúna valor histórico e interés arquitectónico, habiendo sido declarado Monumento Nacional de Euskadi. Edificado a mediados del siglo XVIII por el patrocinio de Francisco Xabier de Munibe e Idiáquez, conde de Peñaflorida, el fundador de la Real Sociedad Bascongada de los Amigos del País en 1764, quien dedicaría el edificio a sede de la mencionada Sociedad. Objeto de restauración en los últimos años del siglo XX, su fachada se halla flanqueada por sendas torres y cuenta con jardín. A su lado se halla la ermita del Espíritu Santo, modesto edificio de planta rectangular trazado -se conservan los diseños- y construido en 1718 por José de Lizardi.

En el barrio de Santa Cruz, y situada sobre la primitiva ermita de idéntico nombre, nos hallamos con el Monasterio de Brígidas de Santa Cruz, conjunto constructivo que hay que situar en los años finales del siglo XVII y principios del XVIII, pues fue en 1691 cuando instituyó el convento María Ignacia Hurtado de Mendoza, debiendo citarse igualmente a Josefa de Larramendi, a quien ya hicimos mención antes, la cual habitaba con anterioridad a esa fecha en la ermita preexistente. La iglesia es de cruz latina y alberga un retablo mayor del primer tercio del siglo XVIII. En cuanto a la clausura, es obra de escasa entidad. En ambos ámbitos se distribuye un modesto grupo de lienzos, pertenecientes en su mayor parte a los siglos XVIII y XIX.

Por otro lado, siguiendo la carretera hacia Azpeitia nos encontramos con los humilladeros de Santa Brígida y San José, efectuados hacia mediados del XVIII. En el denominado conjunto de Egurbide se sitúan el caserío del mismo nombre, la ermita del Angel de la Guarda y los restos de la ferrería existente en el pasado. La ermita, sencilla construcción fundada en 1729 por Martín de Villarreal y María Cruz de Salaberría, quienes la dedicarían a la orden de los Trinitarios, mantiene las claves de las bóvedas de la parroquia, trasladadas tras la realización de las señaladas en su momento. El conjunto, situado junto a la carretera que va a Elgoibar, es muy atractivo. Más arriba, en Zuazola Mendi, conviene citar Iraola Torre, Zuazola Torre, Aizpuru y Mokoroaga Haundi, bien pudiendo ser las dos primeras casas torre en origen, tal y como su propia denominación nos señala.

En Mártires se sitúa la iglesia de San Emeterio y San Celedonio, denominada anteriormente San Medel o San Medel de Cendoya. Se menciona ya en 1496, habiendo sufrido numerosas restauraciones a lo largo de los siglos. Modesta construcción de planta rectangular, en sus alrededores destaca el caserío Umansoro, edificio reformado en el siglo XVII pero que tiene su origen en el medioevo.

En Madariaga la iglesia de San Isidro, de nave única, tiene su origen en una petición efectuada por los vecinos de la zona en 1817, aunque la construcción no se produciría hasta 1842, ampliándose en 1898 según el proyecto de Félix Barrena. Urrategi, al pie del monte Kurutzeta, cuenta como edificio más señalado con la iglesia de Nuestra Señora de Urrategi, cuya construcción se contrató en 1617 con los canteros Pedro de Goicoechea y Juan Ortiz de Echevarría, gracias al mecenazgo de Francisco López de Irarraga, hijo natural de Domingo Pérez de Irarraga. Con planta rectangular, también este edificio habría sufrido reformas de diferente consideración a lo largo del tiempo, si bien se mantiene en lo esencial.

En sus proximidades hallamos el caserío Zabala, casa solar del siglo XVI. En el valle, junto a la carretera a Zumarraga, se halla la casa solar de Isasaga, edificio del siglo XVI en lo esencial que mantiene aún elementos de carácter gótico. En Aizpurutxo la iglesia de San Agustín se erigió en torno a 1904, mientras que la iglesia de San Martín de Aginaga se realizaría en torno a mediados del siglo XIX, pese a que en su origen sería muy probablemente una ermita de la primera mitad del siglo XVI.

  • Aldabaldetrecu, Roque: Casas solares de Guipúzcoa, Donostia, Caja de Ahorros Provincial de Guipúzcoa, 1979, pp. 25-48.
  • Arambarri Etxaniz, Simón: Azkoitia'ko Euskal Erri Ertiarekiko Miaketa Saiola = Ensayo crítico en torno al arte popular vasco en Azcoitia, Donostia, Caja de Ahorros Provincial de Guipúzcoa, 1983.
  • Arizaga Bolumburu, Beatriz: Urbanística medieval (Guipúzcoa), Donostia, Kriselu, 1990, pp. 247-248.
  • Arrázola Echeverría, María Asunción: Renacimiento en Guipúzcoa. I, Arquitectura, Donostia, Diputación Foral de Guipúzcoa, 1988 (1ª ed., 1968), pp. 135-139.
  • Arrázola Echeverría, María Asunción: Renacimiento en Guipúzcoa. II, Escultura, Donostia, Diputación Foral de Guipúzcoa, 1988 (1ª ed., 1968), pp. 166-167.
  • Astiazarain, María Isabel: "El convento de Santa Clara de Azcoitia, una obra del arquitecto Lucas de Longa", Cuadernos de sección, Artes plásticas y monumentales, Donostia, Eusko Ikaskuntza, 1982, pp. 155-199Astiazarain, María Isabel: Arquitectos guipuzcoanos del siglo XVIII. Martín de Zaldúa, José de Lizardi, Sebastián de Lecuona, Donostia, Diputación Foral de Guipúzcoa, 1988, pp. 163-167, 262-278, 298-305, 337-340.
  • Astiazarain, María Isabel: Arquitectos guipuzcoanos del siglo XVIII. Ignacio de Ibero, Francisco de Ibero, Donostia, Diputación Foral de Guipúcoa, 1990, pp. 38-41, 128-132, 310-312.
  • VV.AA: Monumentos Nacionales de Euskadi. Guipúzcoa, Bilbao, Departamento de Cultura del Gobierno Vasco, 1985, pp. 15-20.
  • VV.AA: Arquitectura neoclásica en el País Vasco =Arkitektura neoklasikoa Euskal Herrian, Bilbao, Departamento de Cultura y Turismo del Gobierno Vasco, 1990, p. 231.
  • Barañano, Kosme de (director): 50 años de escultura pública en el País Vasco, Bilbao, Universidad del País Vasco, 2000, pp. 59, 149, 160, 162, 177 y 215.
  • Beristain Eguiguren, Jesús María: Pequeña historia de un pueblo noble y leal: Azcoitia, Donostia, Caja de Ahorros Municipal de San Sebastián, 1970.
  • Cendoya Echániz, Ignacio; Montero Estebas, Pedro: "Pintura de los siglos XVIII y XIX en el convento de Brígidas de Azcoitia", Boletín de la Real Sociedad Bascongada de los Amigos del País (1991), pp. 425-460.
  • Cendoya Echániz, Ignacio: "Kristoren Pasioa eta Heriotza Aste Sainduan. Azkoitiko eta Segurako Pasoak", Artes Plásticas y Monumentales, Donostia, Eusko Ikaskuntza, (1991), pp. 197-216.
  • Cendoya Echániz, Ignacio: "La Semana Santa en Gipuzkoa. Estudio histórico-artístico", Cuadernos de sección, Artes plásticas y monumentales nº 13, Donostia, Eusko Ikaskuntza, 1995, pp. 61, 97, 115, 151, 157, 163, 165, 173, 177, 181 y 185.
  • Cendoya Echániz, Ignacio: "Contribución a la retablística y escultura del siglo XVIII en Guipúzcoa. Nuevas obras de Ignacio de Ibero y Juan Bautista Mendizábal I?, Artes Plásticas y Monumentales nº 14 (1995), pp. 147-161.
  • Cendoya Echániz, Ignacio: Arquitectura conventual en Guipúzcoa (S. XVI-XVIII). Las Franciscanas, Donostia, Editorial Franciscana Aránzazu, 1999, pp. 306-324.
  • Cendoya Echániz, Ignacio: "Una nueva obra del taller de Ambrosius Benson en Azkoitia?, Boletín de la Real Sociedad Bascongada de los Amigos del País (1999), pp. 419-423.
  • Cendoya Echániz, Ignacio; Montero Estebas, Pedro María: "Retablo mayor de Santa Clara = Santa Klararen erretaula nagusia?, en Echeverría Goñi, Pedro Luis (coord.): Erretaulak = Retablos, Bilbao, Departamento de Cultura del Gobierno Vasco, 2001, vol. II, pp. 861-866.
  • Echeverría Goñi, Pedro Luis: Contribución del País Vasco a las artes pictóricas del Renacimiento, Donostia, 1999, pp. 32-33.
  • Elías Odriozola, Imanol: Azkoitia historian zehar, Donostia, Azkoitiko Udala, 1999.
  • González Cembellín, Juan Manuel; Santana Ezquerra, Alberto: "Clasificación tipológica de los primeros palacios del País Vasco", Revisión del Arte del Renacimiento, Ondare nº 17, 1998, pp. 177-188.
  • González Cembellín, Juan Manuel; Santana ezquerra, Alberto: "Los primeros palacios del País Vasco. Inercia e innovación", Revisión del Arte del Renacimiento, Ondare nº 17, 1998, pp. 189-196.
  • Linazasoro, Iñaki; Arrondo, Ernesto: La actualidad de la casa blasonada en el País Vasco. Partidos judiciales de Azpeitia y San Sebastián, Bilbao, Laiz, 1982, pp. 37-61.
  • Martín González, Juan José: "La ermita de San José de Azcoitia?, Goya (1975), pp. 11-17.
  • Martín González, Juan José: El escultor Gregorio Fernández, Madrid, Ministerio de Cultura, 1980, pp. 175-176.
  • Mendizábal Juaristi, Juan Bautista: "Urrategi bihotzean?, Programa de fiestas Andrameixek 2000.
  • Mendizábal Juaristi, Juan Bautista: "Azkoitiko Andra Mari?, Programa de fiestas Andramaixek 2002.
  • Mendizábal Juaristi, Juan Bautista: "Casa torre de Anziondo?, El Diario Vasco, 29 de noviembre del 2002. Suplemento sobre las fiestas de San Andrés, p. 8.
  • Ordoñez Vicente, María: "Una aproximación al estudio de la arquitectura regionalista en Guipúzcoa?, Ondare (1999), pp. 183-242.
  • Uriarte, Castor de: Las iglesias ?salón? vascas del último periodo del Gótico, Vitoria, 1978, pp. 81-83.
  • Urteaga Artigas, María Mercedes: Guía histórico monumental de Gipuzkoa, Donostia, Diputación Foral de Guipúzcoa, 1992, pp. 70-74.
  • VV. AA: Discurso sobre la comodidad de las casas, que procede de su distribución exterior e interior (Conde de Peñaflorida, 1766) y el Palacio de Insausti. Bilbao, Colegio Oficial de Arquitectos Vasco-Navarro, 1990.

ICE

Recopilaciones de José Miguel Barandiarán en su obra "El mundo en la mente popular vasca":

  • El oráculo de Amboto, t. I, p. 23;
  • Un rito extraño, t. I, p. 23;
  • En La Habana, t. I, p. 98;
  • El tordo, la paloma y el zorro, t. II, p. 133;
  • El zorro y el perro del molino, t. II, p. 135;
  • El lobo herido y el zorro caballero, t. II, p. 144;
  • Juan-soldado, t. III, p. 43;
  • Kukubiltxo, t. III, p. 82;
  • Relato de genios, t. IV, p. 123.

IEZ

Celebra fiestas el 16 de agosto, día de San Roque. Romerías: el 15 de mayo en la ermita de San Isidoro, el tercer día de Pascua de Pentecostés en la de los Santos Mártires y el 28 de agosto en la de San Agustín. Feria el 30 de noviembre. Mercados todos los sábados.

IEZ

Canciones populares: Aita gurea; Agur Maria (I); Ortik kuku; Anton, jozak trompeta. t. II; Biztuko balitzate; Bolon bat eta bolon bi. Ref. Resurrección María de Azkue, "Cancionero Popular Vasco", nº. 725, 719, 538, 479, 209, 159.

IEZ

IEZ

Tres parroquias, arciprestazgo de Azpeitia y Bergara, diócesis de San Sebastián, archidiócesis de Pamplona.

IEZ