Écrivains

Aristi Urtuzaga, Pako

Escritor en euskera nacido en el barrio de Urrestilla de Azpeitia (Gipuzkoa) el 17 de septiembre de 1963.

Licenciado en Periodismo. Ha practicado mucho el periodismo de opinión y las entrevistas y reportajes. Ganó el Premio Ricardo Arregi de periodismo en 1992 y 1993 en la sección de reportaje, y en los meses de agosto de los años 2000 y 2001 ha publicado un artículo diario de opinión en el periódico Euskaldunon Egunkaria.

En 1984 decidió dedicarse a vivir de la literatura y las colaboraciones esporádicas en prensa. En 1985 publicó sus dos primeros libros, que tuvieron mucho eco y aceptación: por un lado, su primera novela (Kcappo. Tempo di tremolo, Erein), y por otro una historia de la Nueva Canción Vasca (Euskal kantagintza berria, Erein), en la que por primera vez se daba detalles de la ruptura del grupo Ez Dok Amairu. Ha sido organista de la iglesia de Urrestilla y domina otros instrumentos, entre ellos la gaita, fruto de sus numerosas estancias en Galicia.

Resumiendo en los siguientes párrafos el estudio que sobre la obra de Aristi ha hecho la profesora Marijose Olaziregi (Historia de la Literatura Vasca, UNED, 2000), se puede decir que Kcappo era la primera novela de una trilogía que se completó con Irene, tempo di adagio (Erein, 1987) y Krisalida (Erein, 1990). "La trilogía de Aristi recuperaba, en el panorama narrativo de los años 80 del siglo XX, la original vocación de querer contar historias. Se trata de unas novelas que huyen de todo experimentalismo y que, mediante un estilo fresco y sencillo, recuperan la dimensión épica del género", ha escrito Marijose Olaziregi. Según esta estudiosa, las novelas tienen influencia del género negro, en especial de Chandler y el realismo sucio norteamericano, y se podrían englobar en un "neorrealismo negro". La más leída "y la más lograda, según Olaziregi- fue Kcappo. Aristi ha presentado un mundo rural en el que impera la violencia y el sexo. En la última obra de la trilogía, titulada Krisalida, se introducen elementos de realismo fantástico, como animales que hablan.

Urregilearen orduak, novela publicada por la casa Erein en 1998, se distancia mucho de las anteriores y presenta un mosaico de historias de diferentes personajes que acuden a dos bares. Fermín y Laura, los dos taberneros, son los depositarios de las biografías de estos personajes. La obra ganó el Premio de la Crítica.

En 1999, Aristi ofreció en muchas localidades el espectáculo de palabra y música Tribuaren hitz galduak (Las palabras perdidas de la tribu), junto con el guitarrista Mikel Markez. La creación se publicó en forma de disco. Al año siguiente, publicó una crónica de un viaje realizado por tierras venezolanas, en compañía del cantante Markez. Se tituló Venezuela, iraultza isilaren hitzak (Txalaparta), y analizaba la gestión del presidente Hugo Chávez, con un balance finalmente bastante favorable. El libro mostraba también testimonios de vascos exiliados a Venezuela en diferentes épocas. También en el 2000, publicó Nire Uztapide (Bertsolari), una biografía heterodoxa del bertsolari Uztapide que tenía la pretensión de mostrar lo que el bertsolari había silenciado en su autobiografía.

Aristi ha cultivado también la poesía: Iraileko gutun eta poemak (Elkar, 1989, libro que incluía también cuentos), Castletown (Erein, 1996) y Oherako hitzak (Erein, 1998). En el año 2001 se publicó, dentro de la colección XX. mendeko poesia kaierak (Susa), una antología de su poesía, con prólogo de Koldo Izagirre, que escribió lo siguiente: "En la poesía de Aristi lo importante es la acción, las andanzas y opiniones de los personajes. (...) Sus poemas parecen guiones, pequeños cuentos, los leemos como si fueran cortometrajes. Por qué algunos de estos poemas son poesía y nó prosa, es algo difícil de precisar técnicamente, pero muy fácil de expresarlo: el autor sabe encantar, tiene magia". Aristi es autor de varios libros de cuentos para adultos, uno de los cuales (Auto-stopeko ipuinak, Erein, 1994) fue traducido al castellano y publicado por la casa Hiru en 1997, con el título Los informes informales. También tiene un libro recopilatorio de trabajos periodísticos (Bezperan entregatu nituenak, Elkar, 1989) y varios de cuentos para niños, como los siguientes: Martinellok ez du kukurik entzuten (Erein, 1985), Hamasei paisa eta paralítico bat (Erein, 1988), Azken lamiaren bila (Erein, 1991) y Benetako lagunen aterbea (Ibaizabal, 1998).

En sus libros para chavales, Aristi generalmente coloca como principal protagonista a una cuadrilla de nños. Según Xabier Etxaniz y Marijose Olaziregi (Euskarazko Haur eta Gazte Literatura Idazleak, Gobierno Vasco, 1998), estos textos de literatura infantil "son vivos, amenos, narraciones entretenidas y, a menudo, divertidas que se leen con rapidez".

Industri Birmoldaketa

Untziolak itxi egin zituzten
eta bizitza osoa
itsasuntzien eraikuntzan
enplegatutako arotz zaharrak
enkarguzko lan ezberdinetan
hasi behar izan zuen.
Alabaina,
batelen formakoak
ateratzen zitzaizkion gurdiak,
txalupen okerdurakoak hilkutxak,
izkina borobilkoak ziren
haren altzariak,
kurbarekiko maitasuna aitortuko
luketen olerkiak bailiren.
Itsasoak gidatzen zuen
bere eskuen indarra,
azaleko zimurrek osatzen zituzten
uhinen bidez.


Reconversion Industrial

Cerraron los astilleros
y el viejo carpintero,
después de toda una vida
dedicada a la construcción de barcos,
tuvo que aceptar
los encargos más diversos.
Sin embargo,
sus carros tenían
la forma de los bateles,
sus ataúdes las curvas de las lanchas,
sus muebles tenían
los bordes redondos,
como si fueran poemas que declaraban
su amor por las curvas.
El mar guiaba
la fuerza de sus manos
a través de las ondas que formaban
las arrugas de su piel.

(Castletown, Edit. Erein, 1996).

Publica en 2003 Libreta horiko poemak (Susa). En 2004, Nemesioren elefantea (Elkar), nº 16 de la colección "Kuku" con dibujos de Jokin Larrea y Gauza txikien liburua (Erein), obra esta última en la que mezcla poesía y narrativa. En abril de 2004, y seis años después de su publicación original en euskera, la novela Urregilearen orduak, se publica en castellano con el título de Las buenas palabras en traducción de José Luis Padrón.

En octubre de 2005 presenta en Donostia-San Sebastián su Note book (Erein).