Lexikoa

INGUMA

Genio maléfico que aparece de noche en las casas cuando sus moradores se hallan dormidos. Aprieta en la garganta de alguno de éstos, dificultándole la respiración, de suerte que le causa una indecible angustia. Para evitar las acometidas de este genio es costumbre tradicional, en la región de Ezpeleta, decir esta fórmula mágica al acostarse: Inguma, enauk hire bildur, Jinkoa eta Andre Maria Artzentiat lagun; Zeruan izar, lurrean belar, Kostan hare Hek guziak kondatu arte Ehadiela nereganat ager. (Inguma, no te temo. A Dios, a Madre María tomo por protectores. En el cielo estrellas, en la tierra yerbas, en la costa arenas, hasta haberlas contado todas, no te me presentes). En Sara dicen esta otra formula: Ingumes erromes / Ezniok hire beldurrez. / Jesus diat aita, / Ama Berjiña Ama, / Zeruko saindu ta aingeru guziak guarda. (Inguma pedigüeña, no te temo. Tengo por padre a Jesús, por madre a la Virgen Madre, por guardas a todos los santos y ángeles del cielo). En Ithorrotz, este genio es considerado como causante de malos sueños. Para ahuyentarlo decían la misma fórmula de Ezpeleta, a la que añadían esta invocación al genio Gauargui: Hi, aldiz, jin akitala, Gauarguia! "¡que, en cambio, vengas a mi tú, Gauarguia!". Para librarse de malos sueños utilizan diversas fórmulas e invocaciones a Santa Inés, a la Virgen, a San Andrés. He aquí algunas: Andra Santa Ines, / Bart egin dot ames: / ona bada, berorren partez; / tzarra bada, beioa artez. (Señora Santa Inés. Anoche he soñado; si es bueno, de vuestra parte; si es malo, márchese derecho). Es usual en los pueblos vizcaínos de Garay y de sus contornos. De Beizama: Amandre santa Inés, / bart egin det amets: / onez bada, bien partez; / txarrez bada, dijoala bere bidez. (Señora madre santa Inés; anoche he soñado: si es por bien, de parte de los dos; si es por mal, que se vaya por su camino). En Amézqueta: Amandre santa Inés, / bart egin det amets; / berriz egin eztezadala / ez gaitzez ta ez onez. (Señora madre santa Inés, anoche he soñado; que no sueñe de nuevo, ni por mal ni por bien). Tras esto se reza un Pater. En Ataun: Amandre Santa Ines, / bart ein det ames; eztakit onez ala gaitzez / onez ein badet, betor nere bidez; / gaitzez ein badet, bijoa bere bfdez. (Señora madre Santa Inés; anoche he soñado; no sé si por bien o por mal; si lo he hecho por bien, véngase por mi camino; si lo he hecho por mal, váyase por su camino). En Arakil: Ama Birjina Karmes: / nik egin dut amets; / nere amets guztak / izan berorren onez. (Madre Virgen Carmes: yo he soñado; todos mis sueños sean para vuestro bien). En Ezcurra: Andre Santa Ines, / bart ein dut ames: / bart ein badut gattzez, / gaur ein dezadan onez. (Señora Santa Inés, anoche he soñado: si anoche he soñado por mal, hoy lo haga por bien). En Ituren: Ama Berjina de Kodes: / nik eiten bot ames, / izan daila onez. (Madre Virgen de Codés: si yo sueño, sea para bien). En Luzaide: San Andrés, / barda ein dut amets, / zurez eta neurez. / Yinkoa ta Andre dena Maria, l har nazazie zien hunez. / Amen. (San Andrés, anoche he soñado, por vos y por mí. Dios y Señora Santa María, recibidme por vuestra bondad. Amén). En Murélaga era costumbre llevar a los sonámbulos a la ermita de Santa Inés de Arteaga; en Dima, a la iglesia de Rigoitia, donde se venera el cuerpo incorrupto de un supuesto santo; en Arrona, a la ermita de Santa Inés de Iraeta y a los llorones a San Prudencio; en Cegama y Segura, a la ermita de San Pedro de Mutiloa; en Ataun, a Olaberria y a Arriarán. El sueño que se tiene la noche 13 del mes, se convierte en realidad, según se dice en Euba. Semejante a Inguma es Aideko, a quien se le hace responsable de todas las enfermedades cuyas causas naturales no se conocen. Lo es igualmente Gaizkiñe que, al formar figuras de cabeza de gallo con la pluma de la almohada, causa grave enfermedad a quien se acuesta sobre ella. Sólo quemando tales figuras se logra curar la enfermedad. A todo lo largo del Pirineo existen creencias relativas a este genio. Ref.: Resurrección María Azkue: "Euskalerriaren Yakintza", I, pp. 115-117; José Miguel de Barandiarán: Mitología Vasca, pp. 6971, Madrid, 1960; Romeu Figueras, J.: Mitos tradicionales pirenaicos, "Pirineos", n.° 15-16, p. 171.

José Miguel de BARANDIARÁN