Udalak

GIZABURUAGA

Anteriormente Guizaburuaga. Municipio de Bizkaia que adopta su denominación actual por Decreto Foral 289/2000 de 28-07 (Boletín Oficial del Estado 25-08-2000 y Boletín Oficial de Bizkaia 28-08-2000). Situado al nordeste de la provincia y al este de Guernica. Nombre antiguo, Ibaibaso, según Iturriza y Zabala. Riega su término el río Oiz o Lea que lo atraviesa de sur a nordeste. Su capital, la anteiglesia del mismo nombre, se encuentra en la parte central del término municipal en la orilla izquierda del río. La zona este es la más montañosa, oscilando sus alturas entre 527 y 400 m. Las coordenadas geográficas son 43° 19' 40" de latitud y 1° 08' 45" de longitud (Mapa catastral, hojas 62, 38 y 39, 1: 50.000), Mer. M. Limita al norte con el término de Ispaster, al sur con el de Murélaga y Amoroto, al este con el de Amoroto y al oeste con los de Navarniz y Murélaga.


Ver mapa más grande


Población 1960-1970-1981: véase tabla en imágenes. En el anterior estadillo están incluidos los habitantes de Laris, que es una pequeña entidad de población. En 1463 contaba con 20 fogueras y 80 individuos.

Censos. En 1704 tenía 27 fogueras, las cuales en 1798 habían aumentado a 29.
1800: 223; 1877: 326; 1887: 367; 1900: 371; 1910: 344; 1920: 316; 1930: 306; 1940: 323; 1950: 323; 1960: 252; 1966: 241; 1970: 167; 1981: 139; 2000: 140.
1970: 47.
Distancia desde la capital del municipio (Gizaburuaga) a Bilbao: 50 Km. Distancia a la cabeza del partido judicial: 11,5 Km. Estación de ferrocarril más próxima en Gernika-Lumo, a 11,5 Km. Mediante una carretera local comunica con las localidades de Lekeitio y Aulesti, y a través de un pequeño ramal con Amoroto.
Euskera vizcaíno. L. L. Bonaparte, en 1869, clasificó a esta localidad en el subdialecto oriental y variedad de Marquina. En el primer tercio del siglo XIX, Añibarro la incluye, a efectos de predicación, en una lista de localidades cerradamente vascoparlantes (Varios: "G. H. L. V.", Auñam., 1960, t. I, pp. 44-60). En la actualidad (1970) la totalidad de sus habitantes son vascófonos (P. de Y.: "Los D. y V.", sep. "B. R. S. V. A. P.", 1973, p. 10).
Según el censo agrario de 1972, en este ayuntamiento hay 46 explotaciones agrarias, ninguna de ellas sin tierras, ninguna de menos de 0,5 Has., ninguna de 0,5 a 0,9 Has., 11 de 1 a 5 Has., 27 de 5 a 20 Has., 8 de 20 a 100 Has., ninguna de 100 y más Has. El régimen de tenencia es el siguiente: Propiedad: 493; Arrendamiento: 40; Aparcería: 94; 66 parcelas son menores de 1 Ha., 62 de 1 y menores de 5 Has., 35 de 5 Has. y mayores. En 1970 se cultivaban 9 Has. de maíz, 9 de alubia, 5 de patatas, 19 de huerta, 54 de prados, 36 de praderas, 8 de nabo forrajero, 4 de maíz forrajero, 5 de otros forrajes. En 1973 posee 2 tractores y 14 motocultores. Presupuesto municipal: (miles de pesetas). 1970: 90, con un superávit de 52. 1971: 96, con un superávit de 65. En 1981 no posee industria. (Ref. ESICAE, 1983, E. Jaurlaritza). Había en su término 4 ferrerías al comenzar el siglo XIX, desaparecidas más tarde. Desde el punto de vista comercial, Guizaburuaga pertenece al área comercial de Bilbao, subárea de Guernica y Luno, contando con una licencia comercial propia (1963).

Patrimonio municipal (miles de pesetas). Activo: Inmuebles urbanos: 25; Muebles de dependencias: 2; Total: 27. Pasivo: -.
El total de población considerada activa en 1982 es de 43 varones y 17 mujeres. De éstos, 40 v. y 15 m. se hallan ocupados, 3 v. y 2 m. buscan empleo por primera vez y nadie ha trabajado anteriormente. El total de inactivos estadísticos es de 75 y de inactivas estadísticas 74. (Ref. AEV 1982).

Inmerso en el valle del río Lea y siguiendo su curso se enmarca el municipio de Gizaburuaga, paradigma de asentamiento rural por su dispersión y vinculación con el entorno agropecuario, sin un centro urbano definido, siendo lo más parecido a éste la concentración de iglesia, ayuntamiento y taberna que aparece como centro administrativo pero sin ninguna función de urbanismo aglutinante. El resto del territorio se divide en asentamientos de caserías dispersas con barrios como Lariz, Okamika y Leixiar y escaso patrimonio.

Patrimonio religioso

La iglesia parroquial de Santa Catalina, en Eguren, nació como ermita dependiente de Santa María de Lekeitio y en 1519 consiguió su desanexión como parroquia independiente. De origen renacentista con deudas góticas, las reconstrucción que sufrió en los siglos XVIII y XIX aportaron características clasicistas y actualmente es un templo de planta rectangular, de una sola nave, trabajada en sillar en la mayoría de sus muros, con contrafuertes a lo largo de su perímetro y torre a los pies que funciona como campanario. Los elementos más antiguos se pueden apreciar en el acceso principal, un arco apuntado de grandes dovelas, con su clave central decorada con cruz en bajorrelieve, que denota su naturaleza renacentista tendiendo al medio punto, en un ingreso ciego lateral, también apuntado y con dovelas decoradas, y en los vanos, de nuevo ojivales tardíos. Recorre uno de sus muros un pórtico a una vertiente sobre antepecho y pilares de piedra y su trasera está gobernada por la torre campanario, el elemento más llamativo de la fábrica. Ésta es fruto de la actuación llevada a cabo en 1815 y se mueve en los parámetros clasicistas típicos. Dividida en dos cuerpos, su parte baja es muy austera, trabajada en mampuesto con esquineros de sillar colocados a soga y tizón, acceso bajo en arco rebajado, óculo en su zona alta y reloj, mientras que el campanario, algo más complejo, se compone de un cuerpo ochavado abierto en arcos de medio punto con línea de imposta para campanas y una cupulilla culminada con linterna y cruz de hierro, rodeando la cumbre pináculos piramidales. Al interior, su pequeño tamaño se cubre con bóveda de cañón sobre pilastras adosadas a los muros perimetrales dando origen a los arcos formeros, de tipo apuntado, mientras que el ábside semicircular se cubre con crucería goticista y se abre a la nave en arco triunfal de medio punto. Aunque humilde su mobiliario tiene algunas piezas reseñables como el retablo mayor, obra de 1806 a modo de tríptico e imágenes de la patrona, San José con el Niño, San Antonio y el Sagrado Corazón; un púlpito de madera de fines del siglo XVIII o principios del XIX con escenas en bajorrelieve, el coro a los pies, la pila bautismal de mármol fechada en 1768 y una Natividad policromada de la misma época.

Solo una ermita tiene este municipio, Nuestra Señora de Oibar, en el barrio de Okamika. Es un edificio barroco del siglo XVIII (1752), aunque antes ya existía en este lugar un templo de culto. De planta rectangular y cubierta a tres aguas, se apareja en mampuesto salvo la fachada principal, los esquinales y los cuatro contrafuertes, dos a cada lado, que lo hacen en buena sillería. Su acceso es adintelado con orejetas molduradas, custodiado a cada lado por aguabenditeras con cruz en bajorrelieve y sobre él aparece el vierteaguas y las ménsulas que sostenían el pórtico, hoy desaparecido, dividiendo el frente en dos, con vano de medio punto para campana en la parte superior. Al interior se aboveda en medio punto con fajones y conserva una Andra Mari, de estilo gótico, de importancia.

Junto al frontón y próximo a la iglesia hay un banco de piedra que contiene un bajo relieve con fecha de 1778 grabada que tiene una típica representación de Calvario, con las tres cruces y algunos instrumentos que representan la pasión como una escalera, un martillo y unas tenazas.

Patrimonio civil

El ayuntamiento, de escaso valor artístico es un edificio de planta rectangular y cubierto a dos aguas, con una sola planta y sótano y que presenta un pórtico de arcos rebajados sobre pilares de sección cuadrada y ventanas adinteladas. Junto a él un edificio a modo de caserío cubierto a doble vertiente, encalado, salvo los sillares de vanos y ángulos y acceso adintelado sin soportal, típica estética neoclásica del siglo XIX, sería la anterior casa consistorial, como reza una inscripción en madera en una de sus fachadas.

Se conservan algunas casas-torre de cierta entidad, siendo la más destacada la de Bengolea, que junto al molino, la ferrería y el puente constituyen el denominado conjunto de Bengolea, una célula preindustrial independiente que aportaría el control productivo al linaje que desde fines de la Edad Media controlaba la zona. La torre es un típico edificio de volumen cúbico, cubierto a cuatro aguas y construido en mampuesto y sillar que ha perdido su condición defensiva para convertirse en palacete rural, aunque conserva el almenado bajo la cornisa, en su mayoría cegado, con algunos huecos abiertos a modo de ventanas. Es tardía, y los elementos existentes en ella muestran la remodelación llevada a cabo en siglo XVIII, como los vanos circulares y adintelados de tamaño importante o los blasones armeros de sus fachadas, todos ellos de corte barroco. Se adosan a ella varios edificios. El molino de Bengolea data del siglo XVIII y es un edificio de planta compleja, mampostería y sillar, cubierto a cuatro vertientes que conserva estolda y calce. La ferrería es de la misma cronología y características con varias estoldas, y comparte con el molino la presa, un excelente ejemplar diseñado por el ingeniero Villarreal de Berriz en el siglo XVIII, recta, de sillares y con estribo central. El puente trabajado en sillería y alomado cuenta con dos ojos de medio punto y un tajamar y su balaustrada es de madera. Presenta escudo de la familia Bengolea, con las mismas armas que las presentes en la torre. Hay otra torre que tiene el carácter de complejo protoindustrial con molino y ferrería asociados a ella, es la torre de Ereza en el barrio de Lariz. Actualmente tiene entidad de caserío habiendo perdido todo su carácter banderizo, aunque demuestra en parte de su estructura su pasado nobiliario. El edificio es de planta alargada, tres alturas, cubierto a dos aguas sobre jabalcones de madera y trabajado en mampuesto y sillería. Tiene soportal bajo arco rebajado sobre impostas molduradas y el resto de vanos son adintelados, con balconcillo central en la que aparece una inscripción datándolo en 1777. El molino presenta tejado a doble vertiente, vanos en dintel y conserva la estolda y parte de su mecanismo. De nuevo una inscripción sobre el acceso lo coloca en el año 1784, pocos años después de la reconstrucción de la torre y realizado por la misma familia. Cercana a él se encuentra la ferrería, en muy mal estado y compartiendo parte de las instalaciones. Se documenta la presencia de estos tres elementos ya en el siglo XVI. En este mismo barrio tenemos otra antigua torre, hoy caserío del sigo XVIII, la torre de Lariz. Sigue la estructura de la anterior, con arco carpanel sobre imposta, aunque en su fachada principal se abren dos balcones y muestra un elemento nuevo y poco común en esta zona, un ingreso al primer piso sobre patín, más propio de otra tipología de caseríos. La torre de Okamika, en esta barriada, vuelve de nuevo a ser una reconstrucción del siglo XVIII de casa de labranza sobre lo que debió de ser una casa-torre. Actualmente se trata de un clásico caserío rectangular, a dos aguas y con soportal en arco de medio punto. Destaca su considerable altura, con tres pisos y ganbara y el balcón central del primer registro.

Seguramente solo la torre de Bengolea se debería de tratar como tal, ya que el resto, aunque en su pasado pudieran haber constituido fábricas de corte defensivo, actualmente son caseríos en toda su extensión sin ningún vinculo banderizo salvo su topónimo. A este respecto existe algún otro ejemplo de caserío de calidad, aunque para ser un municipio de ámbito rural el catálogo es escaso y bastante uniforme, siguiendo en general una misma tipología. Todos siguen un patrón común que ya se ha repetido anteriormente, como es el tejado a dos vertientes, la planta rectangular, el aparejo de mampuesto, en muchos casos enfoscado, sustituido en vanos y esquinales por sillería vista y el portalón abierto en arco. Son por lo tanto ejemplares del siglo XVIII, clásicos ejemplos de la zona norte vizcaína con soportal en arco, uno de los tipos más extendidos y habituales, aunque de una calidad importante, ya que han sustituido parte de la estructura de madera que hasta entonces se utilizaba por muros portantes. Así tendríamos los caseríos Arrangiz Bekoa, Eguren Bekoa y Ezuneta, los tres con soportal en arco carpanel, Ugaritxa, con la parte baja de la fachada trabajada en buena sillería, balconada de madera en el piso superior y arco de medio punto en su acceso sobre el que una inscripción lo fecha en el año 1773, y Leixardi, en Lariz, también con medio punto sobre impostas molduradas en su portalón y la fecha de 1746 sobre él, fecha de su reconstrucción, ya que el acceso trasero de tipo apuntado nos dice que anteriormente fue un ejemplar gótico-renacentista.

Además de los molinos y ferrerías vistos anteriormente y vinculados a familias de peso que en su momento controlarían la producción de este tipo de industria arcaica formando complejos, existen otros dos molinos autónomos y que seguramente son posteriores a los anteriores, ya que surgirían en momentos de mayor independencia y estabilidad por parte de la población de la zona, ya no tan sometida a los linajes presentes en el territorio. Este tipo de fabricas suelen nacer en la segunda mitad del siglo XVIII cuando hay un auge de este tipo de producción. Así tendríamos el molino Errotatxu que aparece documentado por primera vez en 1796 y es un edificio de mampuesto a dos aguas, con vanos en dintel y que conserva parte de la maquinaria, aceña y estolda; y el molino Urgitxi, de las mismas características y con estolda pero peor conservado.

Manu CASTAÑO GARCIA (2007)

  • Arregi Azpeitia, G.: Ermitas de Bizkaia. Vol.I, Bilbao, Diputación Foral de Bizkaia, 1987, 457 pp.
  • Barrio Loza, J. A.(dir.): Bizkaia: Arqueología, urbanismo y arquitectura histórica. Vol. I. Duranguesado y Arratia-Nervión, Bilbao, Diputación Foral de Bizkaia, 1989.
  • Ibarra y Berge, J.: Catálogo de Monumentos de Vizcaya, Bilbao, Junta de Cultura Vasca, 1958, 2 v.
  • Martínez Fernández, I.: Monografías de pueblos de Bizkaia. Amoroto, Guizaburuaga y Mendexa, Bilbao, Diputación Foral de Bizkaia, 1993, 192 pp.

Manu CASTAÑO GARCIA (2007)

Municipio, partido judicial de Markina, Bizkaia.
Anteiglesia de la merindad de Busturia, Señorío de Vizcaya. Tiene el voto y asiento 21 en las Juntas Generales de Guernica. A comienzos del siglo XVII, en las elecciones del personal del regimiento general del señorío de Vizcaya, Guizaburuaga votaba por la parcialidad oñacina.
Durante el año 1973-74 contó con una unidad escolar pública con 25 alumnos matriculados. En 1982 hay 1 centro público de EGB que acoge a 7 niños y 4 niñas. (Ref. AEV 1982).
HISTORIA.
Las guerras del siglo XVII. El 17 de abril del año 1624, la Junta General del Señorío de Vizcaya, ante la posibilidad de un ataque de naves holandesas, decidió fortificar las costas y puertos de Vizcaya y nombrar capitanes y oficiales en todas las villas y anteiglesias del Señorío. Fue nombrado capitán de Guizaburuaga, así como de Ispaster, Mendeja, Amoroto y Lequeitio, D. Antonio Adán de Yarza y Larrátegui de Zubieta, secretario del rey, y en su nombre quedó por capitán D. Juan de Uribe. Estos nombramientos de capitanes y oficiales dieron lugar a un pleito entre el Señorío y las villas, revocando el rey Felipe IV los nombramientos en noviembre del citado año. En el año 1637 el Señorío de Vizcaya acordó proceder a la formación de un tercio de mil hombres, estimando la petición de tropas efectuada por el rey Felipe IV al Señorío con destino a la guerra a la sazón existente entre Francia y España. Con tal fin se efectuó un repartimiento de soldados entre todas las localidades vizcaínas, correspondiéndole a Guizaburuaga contribuir con cinco hombres. El 20 de abril del año 1639 el Señorío de Vizcaya acordó, entre otras medidas de prevención para defender sus costas contra una posible agresión por parte de naves francesas, designar los puntos a los que debían acudir las gentes armadas de las localidades del interior del Señorío en caso de alarma. A los hombres armados de Guizaburuaga, así como a los de otros pueblos, se les encomendó que en caso de ataque se dirigieran en socorro de Lekeitio.
El siglo XVIII. En el año 1704 Guizaburuaga contaba con veinte y siete hogueras, según se desprende de un fogueramiento efectuado en todo Vizcaya en el citado año, decretado por la Junta general del Señorío con fecha 28 de junio, a fin de poder hacer los repartimientos de los gastos generales del Señorío. El 13 de agosto de 1794, la compañía de Guizaburuaga salió hacia Ondárroa para contribuir a su defensa contra un posible ataque francés.
Las elecciones en el siglo XIX.
Elecciones generales del 1-II-1891. CANDIDATOPARTIDOVOTOSM. AllendesalazarMonárquico indep.60[Ref. "B.O.V." del 4-II-1891].

Elecciones generales del 5-III-1893.CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSMartínez RodasConservador34M. AllendesalazarMonárquico indep.0[Ref. "B.O.V." del 9-III-1893].

Elecciones generales del 12-IV-1896.CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSAznarConservador53Martínez RodasConservador24[Ref. "B.O.V." del 15-IV-1896].

Elecciones generales del 27-III-1898.CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSAllendeConservador45AznarConservador34[Ref. "A.A.D.V.", Acta del Escrutinio General" del 31-III-1898. Exp. n.º 3. Carp. n.º 860.].

Elecciones generales del 16-IV-1899. CANDIDATOPARTIDOVOTOS AllendeConservador47[Ref. "B.O.V." del 19-IV-1899].
Elecciones 1900-1923.
Elecciones generales del 19-V-1901.CANDIDATOPARTIDOVOTOSAllendeConservador39[Ref. "B.OV." del 22-V-1901].

Elecciones generales del 26-IV-1903.CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSAcillonaCatólico independ.49AllendeConservador25[Ref. "B.O.V." del 30-IV-1903].

Elecciones generales del 10-IX-1905.CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSAcillonaCatólico independ.66[Ref. "B.O.V." del 13-IX-1905].

Elecciones generales del 21-IV-1907.CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSAcillonaCatólico independ.52Restantes 0[Ref. "B.O.V." del 24-IV-1907. Filiaciones en "El Porvenir Vasco", de abril de 1907].

Elecciones generales del 8-V-1910.CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSAcillonaCatólico independ.48LarrazábalIndependiente6[Ref. "B.O.V." del 11-V-1910. Filiaciones en "G. del N." de mayo de 1910].

Elecciones generales del 8-III-1914.CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSAcillonaCatólico independ.56[Ref. "B.O.V." del 10-III-1914. Filiaciones en "Euzkadi", del 2-III-1914].

Elecciones generales del 9-IV-1916.CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSAcillonaCatólico independ.43OnaindiaIndependiente20[Ref. "B.O.V." del 11-IV-1916. Filiaciones en "El Noticiero Bilbaíno" del 3-IV-1916].

Elecciones generales del 24-II-1918.CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSArroyoP.N.V.50La-rrazábalMaurista8[Ref. "B.O.V." del 26-II-1918].

Elecciones generales del 1-VI-1919.CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSAlonsoLiga monárquica34ArroyoP.N.V.31[Ref. "B.O.V." del 3-VI-1919. Filiaciones en "El Pueblo Vasco" del 28-V-1919.]

Elecciones generales del 19-XII-1920.CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSAznarLiga monárquica43ArroyoP.N.V.15[Ref. "B.O.V." del 22-XII-1920. Filiaciones en "El Liberal" del 21-XII-1920.

Elecciones generales del 29-IV-1923.CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSArtecheLiga monárquica36De la SotaUnión nacionalista25[Ref. "B.O.V." del 1-V-1923. Filiaciones en "G. del N." del -V-1923].
Elecciones en 1931.
Elecciones municipales del 12-IV-1931.N.º de concejales a elegir6El día 5-IV-1931, de acuerdo con el art. 29, fueron proclamados definitivamente como Concejales, por no haber mayor número de candidatos que el de elegibles, los siguientes señores: D. Pedro José Goicoechea Ceniturraldea.D. Pedro Mendiguren Laucirica.D. Juan Bautista Malaxechebarría Zuberogoitia.D. Mariano Juaristi Goicoechea.D. Pedro Murélaga Retolaza.D. Gregorio Gabiola Achurra.[Ref. AADV, "Acta de Proclam. de Candidatos" del 5-IV-1931. Carpeta del Censo Electoral n.º 1.432].

Elecciones generales del 28 de junio de 1931. CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSOrejaEstatutista52BasterrecheaEstatutista51MadariagaRepublicano14ZugazagoitiaSocialista12AreitioaurtenaA.N.V.2 UrengoecheaA.N.V.0AguirreEstatutista0[Ref. "B.O.V." del 1-VII-1931. Filiaciones en "G. del N." del 30-VI-1931].
Sí al Estatuto. Resultado en esta localidad del Plebiscito del 5 de noviembre de 1933 sobre el Estatuto Vasco de Autonomía.ElectoresA favorEn contra1841600[Ref. "B.O.V" del 8-XI-1933. "La G. del Norte" del 7-XI-1933].
Elecciones 1933-1936.
Elecciones generales del 19 de noviembre de 1933 (1.ª y única vuelta).N.º de electores que otaron163CANDIDATOSPARTIDOSVOTOSOrejaFrente contrrarrev.84AreilzaFrente contrarrev.82AguirreP.N.V.71De la TorreP.N.V.69ErcorecaRepubl.-socialista8BustosRepubl.-socialista8En blanco 3[Ref. "B.O.V." del 22 de noviembre de 1933. Filiaciones en "La G. del Norte" del 21-XI-1933].

Elecciones generales del 16 de febrero-1 de marzo de 1936 (1.ª y 2.ª vuelta).CANDIDATOSPARTIDOSVOTOS 2.ª vta.1.ª vta.N.º de electores que votaron 169163AguirreP.N.V.118117JáureguiP.N.V.1170GaytánFrente contrarrev.4341GómezFrente popular85EspinosaFrente popular85M. RivasFrente contrarrev.50De la TorreP.N.V.1117[Ref. "B.O.V." del 4-III-1936 y del 19-II-1936. Filiaciones en "La G. del Norte" del 21-II-1936].
Las elecciones del Postfranquismo.
Elecciones generales del 15-VI-1977. 1.º PNV578.º PSP0 2.º UCD49.º ASD0 3.º AP410.º DCV0 4.º EE411.º ANV0 5.º ESB412.º FUT0 6.º PSOE313.º AET0 7.º PCE114.º FDI0 El referéndum constitucional del 6 de diciembre de 1978 dio el siguiente resultado sobre un censo de 129 electores: Votos:21Abst.:108 (83,72%)Sí: 7 (5,42%) No:13 (10,07%)Blanco:1Abst. y No:93,79% Resultado de las elecciones generales del 1-III-1979
(Censo electoral:131). 1.º PNV385.º UF4 2.º HB116.º EKA1 3.º EE117.º PSOE (H)1 4.º PSOE5
Abstenciones: 60 (45,08%)

[Ref. ESEI, Boletín n.º 6].

Resultado del referéndum estatutario del 25-X-1979.
Sobre un censo electoral de 133 electores resultan: Votos:64 (48,65%)Abst.:67 (1,15%) Sí:54 (84,37%) No:1 (1,56%)s/c (40,60%) Blanco:9 (14,06%)Nulo:0[Ref. "DV", 27-X-1979].

Elecciones generales del 1 de marzo de 1979. El n.º de votos obtenido por las candidaturas fue: 1.º PNV382.º HB11 3.º EE116.º Otros2 4.º PSOE57.º UCD0 5.º AP48.º PCE0[Ref. "AEV", 1982].

Elecciones municipales del 3 de abril de 1979.
Concejales:
Independientes Simón IzaguirreJesús Zabala Francisco J. UrrutibeascoaJosé D. Bengoetxea Jaime Urribeaskoetxea Resultó elegido alcalde el primero.

Elecciones para el Parlamento Vasco: 9-III-1980
(Censo electoral: 135): 1.º PNV41 (50,62%)4.º AP3 (3,70%) 2.º HB24 (29,63%95.º PSE2 (2,47%) 3.º EE9 (11,11%)6.º LKI2 (2,47%)
Abstenciones: 54 (40,00%)

[Ref. Revista "Euzkadi", 13-III-1980].

Elecciones generales del 28 de octubre de 1982
(131 escrutados, 49 abstenciones): 1.º PNV434.º PSOE1 2.º HB305.º PST1 3.º EE46.º AP/UCD1
Parroquia dedicada a Santa Catalina, arciprestazgo de Lekeitio, diócesis de Bilbao, archidiócesis de Burgos. En 1463 dependía de la matriz de Santa María de Lekeitio, de la que quiso separarse sin éxito. En marzo de 1519 llegó de Roma una importante bula por la que se solucionaban todos los pleitos existentes entre las iglesias de Ispaster, Amoroto y Gizaburuaga con su iglesia matriz, Santa María de Lekeitio. Por esta bula se concedía a las iglesias filiales el derecho a tener presbiterios idóneos para la cura de almas, pila bautismal, sepulturas, etc. El cabildo de Lekeitio debía asignar con residencia perpetua a dos sacerdotes para Ispaster, dos para Amoroto y uno para Gizaburuaga. Los obispos de Salamanca y León y el deán de Calahorra fueron los encargados de que se cumpliese lo mandado. A partir de esta bula, las tres iglesias filiales quedaron constituidas en parroquias. [E. J. de Labayru: Historia General del Señorío de Vizcaya, t. IV, p. 91]. Los moradores de las anteiglesias de Ispaster, Amoroto y Gizaburuaga, que desde 1519 formaban feligresías propias, aunque reconociendo a su matriz Santa María de Lekeitio y a su cabildo los honores debidos y algunas obligaciones, trataron de romper con lo establecido. A causa de una queja del arcipreste, del vicario y de los beneficiados de Lekeitio se dio una provisión para que el corregidor examinara lo que había ocurrido y obrase en consecuencia. (E. J. de Labayru: Historia General del Señorío de Vizcaya, t. IV, p. 183). A fines de 1767, la anteiglesia de Gizaburuaga se encontraba sin casa cural. El brigadier de los Reales Ejércitos, D. Pedro Villarreal de Bérriz y Bengoechea, vecino y propietario de ella, fue el encargado de llevar a buen término la construcción de tal edificio. [E. J. de Labayru: Historia General del Señorío de Vizcaya, t. VI, p. 385]. Gizaburuaga era, hacia el año 1705, localidad integrada en la vicaría de Lekeitio, que pertenecía a la sede episcopal de Calahorra. [E. J. de Labayru: Historia General del Señorío de Vizcaya, t. VI, p. 28].

Ainhoa AROZAMENA AYALA